Publicado 28/04/2021 08:51CET

Un compuesto vegetal se muestra prometedor contra el cáncer de mama triple negativo

Archivo - Sanguinarina.
Archivo - Sanguinarina. - PIXABAY/NATASHAG - Archivo

MADRID, 28 Abr. (EUROPA PRESS) -

Los resultados de un nuevo estudio celular sugieren que el compuesto vegetal natural sanguinarina podría ser una herramienta prometedora para atacar las células de cáncer de mama triple negativo. Los investigadores también han descubierto que las células de cáncer de mama procedentes de personas con ascendencia afroamericana eran más sensibles a la sanguinarina que las de origen europeo.

"El cáncer de mama triple negativo es especialmente agresivo en las mujeres afroamericanas, que además son más propensas a desarrollar este tipo de cáncer de mama que las mujeres de ascendencia europea --afirma la doctora Samia Messeha, investigadora asociada de la Facultad de Farmacia y Ciencias Farmacéuticas de la Universidad Agrícola y Mecánica de Florida--. Hay un gran interés por encontrar nuevas estrategias terapéuticas para combatir este cáncer".

Messeha ha presentado su investigación en la reunión anual de la Sociedad Americana de Patología de Investigación durante el encuentro virtual de Biología Experimental (EB) 2021

Alrededor del 10-20% de los cánceres de mama son triplemente negativos, lo que significa que el cáncer carece --o es negativo-- de receptores de estrógeno o progesterona y no produce cantidades excesivas de una proteína llamada HER2. La ausencia de receptores hormonales significa que estos tumores no responden a las terapias basadas en hormonas que se utilizan para otros tipos de cáncer de mama.

La sanguinarina, un compuesto natural presente en la sanguinaria y otras plantas medicinales, ha demostrado tener efectos antibacterianos, antiinflamatorios y anticancerígenos. Para comprender mejor los mecanismos que intervienen en los efectos anticancerígenos del compuesto, Messeha y su equipo utilizaron la sanguinarina para tratar dos grupos de células de cáncer de mama triple negativo: uno derivado de mujeres con ascendencia afroamericana y otro de mujeres de origen europeo.

Aunque ambos grupos de células cancerosas mostraron una reducción de la viabilidad y el crecimiento celular al ser tratados con sanguinarina, los investigadores observaron efectos más pronunciados en las células derivadas de mujeres con ascendencia afroamericana. Los investigadores también descubrieron que el tratamiento activaba genes diferentes en cada grupo de células, lo que podría ayudar a explicar por qué algunas pacientes no responden a ciertas terapias.

"Nuestros hallazgos sugieren que la sanguinarina podría tener un potencial terapéutico para las pacientes con cáncer de mama triple negativo, en particular para las mujeres afroamericanas que padecen la enfermedad", afirma Messeha.

Los investigadores tienen previsto investigar los efectos de la sanguinarina en más líneas celulares de cáncer de mama triple negativo y estudiar los efectos de la sanguinarina en combinación con los fármacos habituales utilizados para tratar este tipo de cáncer.

Contador

Para leer más