Publicado 01/04/2022 07:30

Los bebés expuestos al cannabis en el embarazo pueden correr riesgo de obesidad

Archivo - Cannabis, porro
Archivo - Cannabis, porro - MURRRPHOTOI PIXABAY - Archivo

MADRID, 1 Abr. (EUROPA PRESS) -

El consumo de cannabis entre las mujeres embarazadas va en aumento y puede estar asociado con resultados negativos para la salud de los niños, según un nuevo estudio publicado en el 'Journal of Clinical Endocrinology and Metabolism', de la Sociedad Endocrina norteamericana.

Un estudio realizado en 2016 en Colorado (Estados Unidos) reveló que hasta el 22% de las mujeres embarazadas tenían niveles detectables de cannabinoides en su cuerpo. Las mujeres que consumen cannabis, tanto el tetrahidrocannabinol (THC) como el cannabidiol (CBD), durante el embarazo podrían estar poniendo a su hijo en riesgo de tener bajo peso al nacer y problemas de comportamiento. La exposición a los cannabinoides también puede aumentar el riesgo futuro del niño de padecer obesidad e hiperglucemia.

Parte de la popularidad del CBD se debe a que se comercializa como "no psicoactivo", y a que los consumidores pueden obtener beneficios para la salud de la planta sin ese efecto. Se anuncia que el CBD proporciona alivio para la ansiedad, la depresión y el trastorno de estrés postraumático, y también se comercializa para favorecer el sueño.

"Descubrimos que el consumo de cannabis durante el embarazo estaba relacionado con el aumento del porcentaje de masa grasa y de los niveles de glucosa en ayunas en los niños de 5 años --explica la doctora Brianna Moore, de la Escuela de Salud Pública de Colorado--. Recomendamos a las mujeres que se abstengan de consumir cualquier tipo de cannabis durante el embarazo o la lactancia para minimizar los efectos adversos sobre la salud de la descendencia".

Los investigadores estudiaron muestras de orina de 103 mujeres embarazadas, el 15% de las cuales tenían niveles detectables de cannabinoides (como THC y CBD) en su orina. Los hijos de estas madres, de 5 años de edad, tenían mayor masa grasa y niveles de glucosa en ayunas en comparación con los niños que no estuvieron expuestos al cannabis durante el embarazo.

"Se necesitan más estudios para entender cómo la exposición a diferentes cannabinoides durante el embarazo puede afectar a la descendencia", añade Moore.