Publicado 30/03/2021 17:08CET

Así afecta la depresión a la percepción visual

Archivo - Depresión, tristeza, angustia, sufrimiento, sufrir, llorar, llorando, triste
Archivo - Depresión, tristeza, angustia, sufrimiento, sufrir, llorar, llorando, triste - GETTY IMAGES/ISTOCKPHOTO / AXELBUECKERT - Archivo

MADRID, 30 Mar. (EUROPA PRESS) -

Investigadores especializados en Psiquiatría y Psicología de la Universidad de Helsinki (Finlandia) han investigado los efectos de la depresión en la percepción visual, confirmando que esta aparece alterada en las personas deprimidas, un fenómeno muy probablemente relacionado con el procesamiento de la información en la corteza cerebral.

El estudio, publicado en el 'Journal of Psychiatry and Neuroscience', comparó el procesamiento de la información visual por parte de los pacientes con depresión con el de un grupo de control mediante la utilización de dos pruebas visuales. En las pruebas de percepción, los sujetos del estudio compararon el brillo y el contraste de patrones simples.

"Lo que nos sorprendió fue que los pacientes deprimidos percibían el contraste de las imágenes mostradas de forma diferente a los individuos no deprimidos", afirma el investigador de la Academia de Finlandia, Viljami Salmela.

En concreto, los pacientes que sufrían depresión percibían la ilusión visual presentada en los patrones como más débil y, en consecuencia, el contraste como algo más fuerte, en comparación con los que no habían sido diagnosticados de depresión. "El contraste se suprimía en aproximadamente un 20 por ciento entre los sujetos no deprimidos, mientras que la cifra correspondiente a los pacientes deprimidos era de aproximadamente un 5 por ciento", explica Salmela.

Asimismo, el investigador detalla que identificar los cambios en el funcionamiento del cerebro que subyacen a los trastornos mentales es importante para aumentar la comprensión de la aparición de estos trastornos y desarrollar terapias eficaces para ellos.

Por ello, los investigadores consideran necesario seguir investigando la alteración del procesamiento de la información visual por parte del cerebro causada por la depresión. "Sería beneficioso evaluar y seguir desarrollando la utilidad de las pruebas de percepción, tanto métodos de investigación como formas potenciales de identificar las alteraciones del procesamiento de la información en los pacientes", afirma Salmela.

Así, las pruebas de percepción podrían, por ejemplo, servir como herramienta adicional a la hora de evaluar el efecto de diversas terapias a medida que el tratamiento avanza. "Sin embargo, la depresión no puede identificarse mediante pruebas de percepción visual, ya que las diferencias observadas son pequeñas y se manifiestan específicamente al comparar grupos", aclara Salmela.

Contador