Publicado 04/11/2021 14:01CET

Se multiplican los casos de depresión en el embarazo durante la pandemia

Embarazo.
Embarazo. - RUBER INTERNACIONAL

MADRID, 4 Nov. (EUROPA PRESS) -

La psiquiatra Elena Serrano, experta en Salud Mental Perinatal del Ruber Internacional Centro Médico Habana, ha advertido de que, debido a la pandemia, se han multiplicado los casos de síntomas depresivos en las mujeres embarazadas.

Como señala la doctora, hay estudios a nivel mundial que indican un incremento del 25 por ciento de estos problemas respecto al periodo prepandémico. "Ha habido un aumento de solicitud de ayuda durante este tiempo, sobre todo por síntomas depresivos y ansiosos", apunta la especialista.

Con todo, explica que este tipo de dificultades pueden ocurrirle a cualquier mujer. Se trata de un periodo de especial vulnerabilidad, donde "además de la depresión posparto, pueden aparecer otro tipo de problemas como el trastorno obsesivo-compulsivo, el trastorno bipolar, incluso, aunque es muy infrecuente, cuadros muy graves como la psicosis posparto", indica

Así, la experta recalca que si no se atienden estos problemas psicológicos y emocionales, como ansiedad o depresión, pueden afectar al curso del embarazo y del posparto y el cuidado del bebé. Por ello, recuerda que son los especialistas en Salud Mental Perinatal quienes ayudan a las mujeres y a sus familias a superar estos problemas mediante un abordaje integral, donde el tratamiento farmacológico en ocasiones es necesario.

Según informa, el Ruber Internacional Centro Médico Habana cuenta con un programa de salud especializado en la atención de las dificultades emocionales y psicológicas que puedan aparecer tanto en el embarazo y el posparto como en el proceso de quedarse embarazada. "O para mujeres que ya estén en tratamiento farmacológico y necesiten consultar el manejo de la medicación durante este periodo", detalla Serrano.

CONSECUENCIAS IMPORTANTES

Sin embargo, existen una serie de barreras para que las mujeres no lleguen a solicitar ayuda o no reciban la atención adecuada, según indica la doctora Elena Serrano. Por un lado, la falta de conocimiento. "Hay síntomas como el insomnio que se identifican como propios de este periodo, pero pueden también ser un indicador de problemas de la salud mental", explica.

Otro aspecto fundamental es que, al tratarse de un periodo en el que se espera que uno esté especialmente feliz, "el presentar este tipo de problemas, tener emociones o pensamientos negativos acerca del embarazo y el postparto o incluso el no poder vincularse bien con el bebé, se pueden vivir con vergüenza o culpa", según la experta.

"Esto puede impedir que cuenten lo que están sufriendo o pidan ayuda", precisa la especialista. Pero el no atender este tipo de dificultades, como señala la psiquiatra, puede tener consecuencias importantes tanto para la madre, como para el curso del embarazo y el postparto y el desarrollo del bebé.

"Por eso, es muy importante que los profesionales preguntemos por estos síntomas y que las madres, las parejas y la sociedad en general sepan que esto puede ocurrir y que no están solos para afrontarlo", apunta la doctora Serrano.

Para diagnosticar y tratar este tipo de trastornos, desde el Ruber Internacional Centro Médico Habana se realiza una entrevista inicial con la mujer y también con la pareja. De acuerdo con esta experta, a partir de ahí se lleva a cabo una evaluación diagnóstica y se plantea un plan de tratamiento en función de las necesidades de cada mujer.

En algunos casos, se indicará terapia psicológica complementada con ejercicio físico u otro tipo de intervención para mejorar el estado de salud general ,y en otros casos precisará un tratamiento farmacológico. "Aunque en el contexto del embarazo siempre se van a favorecer alternativas no farmacológicas", puntualiza la doctora Serrano.

Contador