Actualizado 03/03/2021 19:03 CET

1 de cada 10 niñas no se está vacunando frente al Virus del Papiloma Humano

El doctor Jesús de la Fuente,  la doctora Mar Ramírez y el doctor Manuel Cotarelo.
El doctor Jesús de la Fuente, la doctora Mar Ramírez y el doctor Manuel Cotarelo. - MSD

MADRID, 3 Mar. (EUROPA PRESS) -

El 10 por ciento de las niñas todavía no se vacuna frente al Virus del Papiloma Humano (VPH) debido, en parte, a la falta de información y a que "persisten bulos del pasado", según ha advertido el especialista en Pediatría e investigador clínico y jefe del Servicio de Pediatría del Hospital Clínico Universitario de Santiago, el doctor Federico Martinón-Torres, quien también ha incidido en la importancia de extender la vacunación a los niños.

Así se ha pronunciado el experto durante la presentación de la campaña #ElVPHesCosaDeTodos, lanzada por la compañía biofarmacéutica MSD, junto con 55 entidades sociosanitarias. El objetivo de la campaña, además de conmemorar el Día Internacional de la lucha contra el Virus del Papiloma Humano (VPH), que se celebra este jueves, es ayudar a mejorar la información y aumentar la sensibilización sobre esta enfermedad de transmisión sexual a la población general y, sobre todo, concienciar sobre la importancia de su prevención.

Por ello, tras 14 años de vacunación frente al VPH, Martinón-Torres ha insistido en que aún quedan algunos desafíos que alcanzar. "Es necesario recuperar la vacunación de todas aquellas niñas, hoy mujeres, que, por los bulos que se generaron, dejaron de vacunarse cuando les tocaba", ha expresado. En este sentido, ha explicado que, aunque "lo ideal" sea la vacunación lo antes posible, estas inoculaciones también funcionan en personas ya expuestas a las relaciones sexuales.

Al respecto, el jefe de sección de Ginecología y Obstetricia del Hospital Universitario Infanta Leonor de Madrid, Jesús de la Fuente, ha insistido en la importancia de "desterrar la idea" de que solo se pueden vacunar las niñas adolescentes. "Se ha elegido ese momento concreto porque la respuesta inmune es muy potente en la adolescencia temprana, y porque, en la mayoría de los casos, las niñas no se han visto expuestas a relaciones sexuales", detalla. Sin embargo, si alguien no se vacuna en ese momento concreto, se puede seguir vacunando, pues "siempre va a dar algo de beneficio, un beneficio destinado a evitar un cáncer", ha expresado.

LA IMPORTANCIA DE EXTENDER LA VACUNACIÓN A NIÑOS Y HOMBRES

Otro reto en los que han insistido los especialistas es en la extensión de la vacuna también a los niños y hombres, ya que "el VPH es cosa de todos", han señalado, en referencia al lema de la campaña. "Hay que deshacerse del mito de que el VPH es solo es cosa de mujeres, ya que afecta a todas las personas que tienen relaciones sexuales, con independencia de su género", ha defendido de la Fuente, insistiendo en que "hay que repartir la responsabilidad tanto en su prevención como en su divulgación".

Con todo, el experto ha admitido que esta idea de que solo afecta a mujeres se perpetua por los mensajes de los médicos, sobre todo a raíz de la introducción de vacunas de VPH dirigidas solo a estas para prevenir el cáncer de cérvix, del que el VPH es responsable en el 100 por cien de los casos. "Sin embargo, en estos 14 años de conocimiento, hemos llegado a la conclusión de que vacunar frente al VPH es mucho más que vacunar frente al cáncer de cuello de útero, pues también protege frente a otros tipos de cánceres de la zona perianal", ha detallado el doctor.

"Es el momento de dar un paso adelante para que el peso de la prevención del VPH no recaiga solo en las mujeres, pues una estrategia integral y apropiada debe incluir a los hombres, para el VPH sea realmente cosa de todos", ha insistido. De hecho, el VPH es la infección de transmisión sexual más frecuente y es el responsable del 5 por ciento de los cánceres que pueden ser diagnosticados tanto a hombres como a mujeres a lo largo de su vida, además de provocar aproximadamente el 100 por cien de las verrugas anogenitales. Asimismo, se estima que entre el 75 y el 80 por ciento de las personas sexualmente activas se infectarán por VPH en algún momento de su vida.

Por todo ello, entre las nuevas recomendaciones de este año, la Asociación Española de Pediatría (AEP), aconseja la inmunización tanto en chicas como en chicos a los 11-12 años, porque la carga de enfermedad neoplásica por el VPH en el varón también es importante. "Esta medida ha demostrado una reducción significativa en la carga de enfermedad asociada al VPH en ambos sexos, fomenta la equidad de género, permite a los chicos desarrollar su propia inmunidad frente al VPH y distribuye la responsabilidad de reducir la carga de enfermedad a ambos sexos por igual. Se trata de una estrategia efectiva para lograr la inmunidad de grupo y proteger tanto a los hombres como a las mujeres de esta enfermedad", expone el doctor Martinón-Torres.

En este sentido, el especialista indica que en algunos países como Australia, Reino Unido, o Alemania, ya han avanzado en esta estrategia, adoptando como política de prevención la inclusión del varón en el calendario de inmunización frente al VPH. "Sin lugar a dudas, se trata de un buen ejemplo de inmunización universal frente al VPH y pronto conoceremos los resultados", ha apuntado.

En línea con esto último, el director del Área Médica de Virología y Vacunas de MSD, el doctor Manuel Cotarelo, afirma que "mejorar el conocimiento sobre la infección del VPH refuerza la adopción de medidas de prevención primarias, como la inmunización, y secundarias, como el diagnóstico precoz, mediante el cribado, que logren prevenir la infección y las enfermedades asociadas a la misma tanto en mujeres como en hombres".

ELIMINACIÓN DEL VPH: UN COMPROMISO MUNDIAL

La Organización Mundial de la Salud (OMS) presentó en 2020 la estrategia mundial para eliminar el cáncer de cuello uterino. Para eliminar el cáncer de cuello uterino como problema de salud pública a nivel mundial, todos los países deben trabajar para lograr una incidencia de menos de 4 por cada 100.000 mujeres-año.

Para lograr ese objetivo, se debería alcanzar de cara al 2030 una alta cobertura en la inmunización frente al VPH, el cribado y el tratamiento de las lesiones precancerosas y el manejo del cáncer, manteniendo este alto nivel durante décadas.

"Una adecuada integración entre prevención primaria basada en la inmunización frente al VPH y prevención secundaria basada en el cribado, es sin duda la mejor estrategia para conseguir la eliminación de este cáncer a nivel mundial, como ya ha anunciado recientemente la OMS", explica la especialista en Ginecología y Obstetricia de la Unidad de Ginecología Oncológica y Patología del Tracto Genital Inferior del Hospital Clínico San Carlos, la doctora Mar Ramírez.

Para ello, la OMS propone como objetivo a nivel global de cara a 2030 que todos los países a nivel mundial consigan coberturas de inmunización frente al VPH en niñas hasta los 15 años del 90 por ciento, una cobertura de cribado del 70 por ciento en mujeres de mediana edad, y garantizar el tratamiento y cuidados adecuados en al menos el 90 por ciento de las mujeres con diagnóstico de cáncer de cuello de útero.

"Datos de un estudio publicado recientemente en 'The New England Journal of Medicine' en el que se evaluó el impacto de la vacunación VPH en la prevención del cáncer de cuello de útero ponen de manifiesto una consistente reducción del riesgo de padecer esta neoplasia en mujeres vacunadas", afirma la doctora. "Tenemos el conocimiento y las herramientas para hacer frente a una infección muy frecuente, la infección por el VPH, que se relaciona con una importante carga de enfermedad y que en ocasiones se traduce en cáncer y mortalidad. Por ello, debemos luchar juntos contra ella" finaliza la doctora.