Publicado 03/02/2020 12:18:06 +01:00CET

Reclaman una mayor percepción del dolor crónico infantil como un "problema de salud relevante"

Jordi Miró sobre su ponencia en la IV Jornada Nacional sobre Dolor Infantil.
Jordi Miró sobre su ponencia en la IV Jornada Nacional sobre Dolor Infantil. - SED/TWITTER

MADRID, 3 Feb. (EUROPA PRESS) -

En España todavía no se percibe el dolor crónico infantil como "un problema de salud relevante", lo que dificulta su abordaje, según ha advertido el director de la Cátedra de Dolor Infantil URV-Fundación Grünenthal, Jordi Miró, durante la IV Jornada Nacional sobre Dolor Infantil en el Hospital La Paz.

A su juicio, el dolor crónico infantil "cumple todos los parámetros para ser considerado un problema de salud pública", ya que la prevalencia es alta, (afecta a 1 de cada 3 niños); el problema se distribuye injustamente; y, además, está demostrado que faltan estrategias preventivas. "Solo falta la percepción social", ha insistido.

En este sentido, el experto ha destacado que es necesario abordar la enfermedad desde un enfoque multidisciplinar, es decir, con una colaboración entre clínicos, educadores, investigadores, asociaciones científicas, gestores sanitarios, políticos, investigadores y asociaciones de pacientes.

Así, el experto ha analizado la situación actual del dolor infantil en España desde el punto de vista de la investigación, la formación, el tratamiento y la sensibilización, cuatro aspectos "esenciales" para tratarlo y transmitir su importancia en la sociedad.

En cuanto a la investigación, Miró se ha mostrado positivo, aunque ha señalado que sería necesaria "una mayor productividad para mejorar los resultados". "Los productos que se están financiando deberían dar lugar a mayores artículos y colaboraciones a nivel internacional", ha manifestado.

En este sentido, ha resaltado que, en los últimos cinco años (2015-2019), se han publicado un total de 103 artículos científicos relacionados con el dolor, 72 de ellos en revistas extranjeras. No obstante, el experto ha puesto el foco sobre el hecho de que el número de artículos publicados sobre el dolor crónico ha disminuido de un 34 a un 29 por ciento con respecto al periodo que va de 2014 a 2018.

Asimismo, Miró también ha destacado que Sanidad, en estos últimos cinco años, ha subvencionado con un total de 3.656.382 euros 28 proyectos vinculados con el dolor, pero ninguno sobre dolor infantil. "Sobran las palabras", ha expresado el investigador al respecto.

No obstante, ha apuntado, "el dolor es una de las áreas peor financiadas de la investigación en salud a nivel internacional". De hecho, según ha afirmado, solo el 1 por ciento de la financiación de la investigación sanitaria en EEUU se dedica al dolor, y de este solo el 10 por ciento va a acciones sobre el dolor infantil. En Canadá, ha continuado, "el presupuesto dedicado a la investigación del dolor representa solo un cuarto del 1 por ciento de todo lo que se destina a salud".

ESCASA FORMACIÓN

En cuanto a la formación de los profesionales, Miró ha destacado que es "escasa", lo que constituye "una de las barreras más importantes para abordar el dolor infantil". El 80 por ciento de los médicos de Atención Primaria (AP) y el 86 por ciento de los pediatras "informan de carencias de formación importantes", ha sentenciado.

En este sentido, ha expresado que en las facultades de Medicina se dedican en total unas 70 horas al dolor crónico. "La formación podría ser mucho mejor, es necesario ampliar la base", ha señalado. "Sería mejor incorporar programas de formación específicos siguiendo las guías internacionales de referencia, así como favorecer los programas interprofesionales", ha añadido el experto.

En este punto, Miró ha expuesto los datos de un estudio realizado por su equipo sobre la situación actual en España de la gestión del dolor frente a la situación ideal a nivel internacional.

Así, en España, el líder de esta especialidad debería ser el anestesista, algo que se cumple en un 74 por ciento (frente al 87% de la situación ideal). Con todo, el experto ha puesto el foco, sobre todo, en la necesidad de la creación unidades acreditadas, ya que es algo que actualmente en España solo se cumple en un 13 por ciento, mientras que la situación ideal sería de un 82 por ciento. "Necesitamos unidades de referencia para que los que están en primera línea de batalla, los profesionales de AP, puedan ir como recurso para saber qué deben hacer en estas situaciones".

Por otro lado, Miró también ha destacado la importancia de la sensibilización para alcanzar la percepción del dolor como problema de salud. En este aspecto, ha mencionado iniciativas como los Premios de Periodismo de la Fundación Grünenthal, además del VI Premio a la labor contra el dolor infantil, promovido por la Cátedra de Dolor Infantil Universidad Rovira i Virgili - Fundación Grünenthal.

"El 19 por ciento de la población tiene dolor crónico, pero es un porcentaje que hace referencia a la población de adultos; en niños, la prevalencia es distinta y parece que se olvida", ha expresado el experto a colación de la falta de sensibilización entre la población española.

En cuanto al tratamiento, Miró ha advertido sobre la discriminación existente. "Debemos ser capaces de acercar el tratamiento a la gente que lo necesita, y no todos los niños están en disposición de participar en este tipo de programas; debemos resolver esta discriminación y facilitar el acceso a los programas de tratamiento", ha concluido.

Para leer más