HM Montepríncipe instala su primer láser de femtosegundo que permite abordar las cataratas sin abrir el ojo

Publicado 07/11/2019 13:05:01CET
El doctor Bernabéu
El doctor Bernabéu - HM HOSPITALES

   MADRID, 7 Nov. (EUROPA PRESS) -

   El Servicio de Oftalmología del Hospital Universitario HM Montepríncipe ha instalado el dispositivo Victus de Bausch&Lomb, que permite realizar la cirugía de cataratas sin abrir el ojo mediante láser de femtosegundo, aumentando la seguridad para el paciente y los resultados en centrado de lentes y calidad visual.

   Además, para aumentar la calidad de vida y seguridad de los pacientes, a partir de ahora, las personas que hayan sido operadas de cataratas con implante de lentes monofocales, y necesidad de gafas para ver de cerca podrán prescindir de ellas gracias a la lente Sulcoflex Trifocal.

   Esta innovación fue presentada por el jefe de Servicio de Oftalmología del Hospital Universitario HM Montepríncipe, Gonzalo Bernabéu, durante FacoElche 2019, el Congreso de Cirugía de Cataratas y Refractiva.

   Bernabéu realizó una intervención quirúrgica en la que se implantó una lente reversible que permite ver de cerca y de lejos a un paciente que ha sido operado de cataratas con anterioridad y necesita gafas para leer. Así, se trata de una lente especialmente diseñada para esta función, que se coloca encima de la que ya llevan y que puede retirarse sin complicaciones en el caso de que sea necesario.

   Sin embargo, la implantación de lentes multifocales no es una técnica que se adapte a todo tipo de personas. En este sentido, el doctor, también responsable del primer trasplante total de córnea realizado en HM Hospitales, explica que "debe realizarse en el paciente y ojo correcto, pero una vez implantada ofrece una calidad de vida extraordinaria, ya que permite llevar el día a día de manera independiente al uso de gafas, para el resto de la vida, siempre y cuando no surjan nuevas patologías.

   Bernabéu asegura, en este sentido, que "actualmente, todos los productos desarrollados por la industria y los láseres para cirugía refractiva son de gran calidad y resultan totalmente seguros, pero es muy importante que el especialista sepa seleccionar los casos adecuados para someterlos a intervención".

   Añade que "no todos los tratamientos resultan útiles para todos los pacientes, ya que hay gente a quien no debe implantarse este tipo de lentes y quien no debe operarse de láser, por lo que ha de ser el oftalmólogo y su equipo quienes valoren y decidan". El primer objetivo del equipo debe ser "la seguridad del paciente", concluye.

Contador

Para leer más