Publicado 05/07/2020 8:30:36 +02:00CET

¿Qué hacer si una persona está inconsciente y no respira?: pasos para una reanimación cardiopulmonar (RCP)

Masaje cardiaco o RCP
Masaje cardiaco o RCP - GETTY IMAGES/ISTOCKPHOTO / ALESSANDRO MELIS

   MADRID, 5 Jul. (EDIZIONES) -

   Te puedes encontrar en plena calle y que delante de ti una persona se desplome y veas que está inconsciente, o bien tras un accidente en el hogar, la persona deja de respirar y no responde. Aunque no sepamos la causa, debemos llamar al 112 y seguidamente empezar rápidamente las maniobras de reanimación cardiopulmonar o RCP, ¡podemos salvarle la vida!

   En una entrevista con Infosalus, la miembro de la Sociedad Española de Medicina de Familia y Comunitaria (semFYC) la doctora Magdalena Canals explica que estas maniobras sirven para que una persona con parada cardiorespiratoria pueda seguir manteniendo una mínima cantidad de sangre en el cerebro y en el corazón, y así sufrir los menores daños posibles.

   "Es importante hacer una RCP o saber hacerlo porque está demostrado que cuando hay una parada cardiorespiratoria, si alguien lo hace en los primeros 4 minutos después de la parada, aumentan entre 2 y 4 veces las tasas de supervivencia", remarca.

   Además, asegura que, aunque la persona que intente realizar las maniobras de RCP no las haga perfectas, es preferible siempre hacerlas a no hacer nada. "No le hace daño a la persona, al contrario, le estás ayudando", destaca.

   En concreto, la también coordinadora del Programa ESVAP (Programa de Enseñanza de Soporte Vital en Atención Primaria) de la semFYC detalla que las maniobras de RCP son 2. Por un lado, las compresiones torácicas que hacen que la sangre vaya fluyendo e irrigando el cerebro, así como las respiraciones de rescate, que aportan oxígeno a los pulmones.

Y es que las paradas cardiorespiratorias son bastante frecuentes, ya que mientras que en Europa se produce una cada 45 segundos, en España se han detectado unas 30.000 fuera del hospital, de las que el 60% han tenido lugar en el domicilio o en sitios públicos, y unas 17.000 en el hospital, según precisa la doctora Canals.

   "Estas maniobras se deben realizar en toda persona sobre la que sospechemos que sufre una parada de cardiorespiratoria: aquellas en las que vemos que no responden al llamarle o estimulándole en el pecho, o vemos que no respiran con normalidad. A su juicio, es importante no confundirlo de una respiración normal, ya que según precisa, en los primeros minutos de la parada, hasta el 40% de las personas tienen respiraciones agónicas, es decir, quieren coger aire pero las respiraciones no son satisfactorias, y además muy poco frecuentes y muy ruidosas.

   La miembro de semFYC defiende que cualquier persona puede realizar las maniobras de RCP porque "son muy sencillas". "Si una persona se encuentra a una víctima y no está formado hay que avisar al servicio de emergencias 112, y estos la guiarán al hacer las compresiones. Si la persona no está formada en RCP no harían falta las respiraciones, que sólo se pueden hacer si has hecho un curso", asegura la doctora Canals.

   Así con todo, los pasos para realizar una RCP son:

    1.- Ver si la victima responde o no. Si no responde se ha de colocar boca arriba en una superficie dura y comprobar si respira. Para ello, hay que poner una mano en la frente de la víctima, luego los dedos índice y medio de la otra mano debajo del mentón, y se hace una elevación o extensión de la cabeza para que se abra la vía aérea; es decir, se echa el mentón como hacia atrás. Una vez abierta y haber comprobado si respira (hay que acercarse a la boca y ver si oímos respiración, si sale aire, o mirar el pecho para ver si hay movimientos). Si pensamos que no hay respiración normal llamar al 112, y si estamos acompañados pedirle a alguien que llame mientras que empezamos la RCP, con las compresiones torácicas.

   2.- Para hacerlas compresiones nos arrodillamos al lado de la persona con parada cardiorespiratoria y colocamos el talón de la mano, junto a la muñeca, en el centro del pecho de la víctima. El talón de la otra mano encima y entrelazamos los dedos de forma que la única parte de la mano en contacto con el pecho es el talón. Aquí es muy importante, a juicio de la doctora Canals, el tener cuidado de no apoyar las manos sobre las costillas de la persona.

   3.- Una vez colocadas las manos, se mantienen los brazos extendidos, sin doblar los codos, y se presiona hacia abajo el esternón de persona, al menos 5 centímetros, pero no más de 6, a un ritmo de 100-120 compresiones por minuto. "Es importante que cada vez que se haga compresión se deje de hacer fuerza para que el pecho suba arriba, pero nunca separando las manos del pecho. Hay que dejar que el pecho suba a su posición inicial antes de comprimir", insiste la experta de semFYC.

   4.- En el caso de no tener formación y no saber realizar las respiraciones de rescate aconseja hacer las compresiones torácicas de forma ininterrumpida hasta que aparezca alguien que sepa hacerlas o un facultativo sanitario.

   5.- En caso de estar formado en respiración de rescate, tras 30 compresiones hay que realizar 2 respiraciones de rescate, y así cíclicamente.

   "Esta secuencia de actuación se puede usar en todas las situaciones, pero sí que es cierto que en los niños, por ejemplo, sería recomendable que antes de empezar las compresiones torácicas, al ver que no responde y no respira, se recomiendan 5 respiraciones de rescate porque es más frecuente que en estos la parada cardiorespiratoria responda a problemas en la respiración, pero si no responde hay que realizarles las compresiones", agrega la doctora Canals.

   A su vez, en el caso de RCP en niños la experta de semFYC indica que al hacer las compresiones, en lugar de bajar 5 o 6 centímetros el esternón, hay que comprimir una tercera parte del volumen de su tórax. "Si son muy pequeños, las compresiones se pueden hacer con dos dedos, con una mano si es más mayor, y con dos si son más mayores y ya como los adultos", precisa.

   En el caso de las embarazadas, si esta muy embarazada se debe poner la mano más arriba de una persona que no lo está, según puntualiza. También se recomienda que se pongan de lado hacia la izquierda al hacer la maniobra o mantenerlas tumbadas porque el útero cuando es muy grande si la ponemos boca arriba pesa mucho y comprime la vena cava, que es la que lleva sangre al corazón.

   Según lamenta la miembro de la Sociedad Española de Médicos de Familia y Comunitaria, en España la formación en RCP hoy en día es "deficiente" porque "de las 30.000 paradas que se vieren en el entorno extrahospitalario, sólo fueron reanimadas 1 de cada 4. "En 2018 se hizo una encuesta hecha por la SEMES y Mapfre sobre los conocimientos en primeros auxilios y RCP y más del 70% de los que respondieron pensaron que estos eran insuficientes o muy insuficientes", añade.