Publicado 07/10/2020 13:56CET

Expertos resaltan que la toma de decisiones compartida es fundamental en enfermedad inflamatoria intestinal

Enfermedad Inflamatoria Intestinal. Enfermedad de Crohn y Colitis Ulcerosa.
Enfermedad Inflamatoria Intestinal. Enfermedad de Crohn y Colitis Ulcerosa. - SEFA OZEL/GETTY - Archivo

MADRID, 7 Oct. (EUROPA PRESS) -

Hacer partícipe al paciente y tener en cuenta su perspectiva y sus preocupaciones, garantizar una buena adherencia al tratamiento y evitar la pérdida de respuesta en los pacientes a través de estrategias de monitorización y optimización son los principales temas que han centrado el simposio virtual 'Reiimagina, el futuro de los pacientes con Enfermedad Inflamatoria Intestinal', organizado por la compañía biofarmacéutica AbbVie, dentro del marco de la XXXI Reunión del Grupo Español de Trabajo en Enfermedad de Crohn y Colitis Ulcerosa (GETECCU).

"Compartir las decisiones es de vital importancia para que el paciente asuma la responsabilidad en el manejo de su enfermedad, particularmente en patologías crónicas y que afectan a población joven, como es el caso de la EII", ha indicado el doctor Eugeni Domènech, jefe del Servicio de Aparato Digestivo del Hospital Germans Trias i Pujol (Badalona) y ponente en el simposio.

La toma de decisiones compartida (TDC) influye no solo en la consecución de los objetivos clínicos, sino también, y de manera significativa, en los resultados del tratamiento. "La relevancia de este compromiso entre médico y paciente se ha plasmado en algunos estudios en los que se ha constatado que el grado de satisfacción con los tratamientos es muy superior si la decisión de iniciarlo se ha realizado por TDC; esto comporta que los resultados del tratamiento sean mejor percibidos por el paciente y la evaluación de la eficacia por parte del médico sea más fácil", ha indicado Domènech.

La jornada también ha puesto sobre la mesa otros temas clave para el futuro de los pacientes con EII: la importancia de la identificación temprana, el papel que juega el tratamiento con anti-TNF y su optimización, la adherencia al tratamiento y las estrategias que se pueden utilizar en la práctica clínica para evitar la pérdida de respuesta.

ANTI-TNF, PIEDRA ANGULAR DEL TRATAMIENTO EN EII

El papel de los fármacos anti-TNF supone otra de las claves que se han destacado en esta reunión científica. La experiencia en práctica clínica confirma los datos de los ensayos clínicos de los anti-TNF como los tratamientos biológicos de primera línea en el algoritmo actual de abordaje.

Para el control y buen manejo en la Enfermedad Inflamatoria Intestinal, la adherencia es imprescindible. Como ha señalado Domènech, se debe tener en cuenta que la adherencia depende de muchos factores como el papel del propio paciente, el médico, la administración, así como el sistema sanitario. El número de tomas, las facilidades de acceso, la situación laboral del paciente, su estado anímico o incluso el hecho de vivir solo o acompañado, suponen un impacto a la hora de evitar la pérdida de respuesta al tratamiento.

"Si un fármaco no se toma (o no se toma adecuadamente) no tiene su efecto esperado. En el caso de los agentes biológicos, la falta de una adherencia estricta (como puede ser la demora en unos días de administrarse una dosis del fármaco) puede conllevar la reducción de los niveles de fármaco en plasma y un mayor riesgo de brotes de la enfermedad", ha manifestado.

Contador