Publicado 02/11/2021 17:08CET

Expertos en Rehabilitación lamentan que España no cuente con unidades específicas de dolor infantil

Hasta el 37% de los niños pueden tener dolor crónico alguna vez en su vida
Hasta el 37% de los niños pueden tener dolor crónico alguna vez en su vida - SERMEF

MADRID, 2 Nov. (EUROPA PRESS) -

Expertos en Rehabilitación han lamentado que en España apenas se cuente con unidades específicas de dolor crónico infantil, puesto que, el 37 por ciento de niños puede experimentar dolor crónica alguna vez. "Son contadas con una mano", han reconocido.

Esta necesidad se ha dado a conocer durante una mesa del 59º Congreso de la Sociedad Española de Rehabilitación y Medicina Física (SERMEF) y 1er Congreso Iberoamericano de Rehabilitación, que se ha celebrado en Murcia.

De esta manera, los profesionales han reiterado que es necesario apostar por una mayor formación y especialización de los sanitarios en este campo, que conlleve a la extensión de unidades de este tipo "porque escasean en España".

En el acto han participado diferentes personalidades como la doctora Beatriz de la Calle García, médico rehabilitador del
Hospital Universitario Río Hortega de Valladolid; la doctora Mercedes Martínez Moreno, médico rehabilitador del Hospital La Paz de Madrid y presidenta de la Sociedad Española de Rehabilitación Infantil (SERI); la doctora Elena Álvarez Sánchez, psicóloga clínica del Hospital Clínico Universitario de Valladolid; y la doctora Ana Belén Vega López, médico rehabilitador en el Hospital Universitario de León. De forma telemática, también ha participado la doctora Verónica Silvana Matassa, presidenta de la Sociedad Argentina de Medicina Física y Rehabilitación.

Las expertas han explicado que el dolor crónico es cualquier dolor que dura más de tres meses y que no se resuelve de forma satisfactoria con los tratamientos médicos habituales. Este dolor crónico puede estar asociado a enfermedades de larga duración como las enfermedades reumáticas u oncológicas, pero también a cirugías, problemas musculoesqueléticos y otros que no tienen un origen claro.

"Hacer visible el dolor crónico infantil porque vemos niños en la
consulta vienen ya después de haber estado dando vueltas de un lado a otro, parecido a lo que les sucede a los adultos, sin saber lo que les pasa. Como médicos rehabilitadores infantiles, nos importa mucho evitar que ese proceso de abordaje de dolor crónico se ralentice. Se sabe, además, que las experiencias dolorosas en niños desde los primeros años de vida influyen para la vivencia del dolor en la adolescencia y en la edad adulta", ha asegurado Beatriz de la Calle.

De hecho, ha añadido, que es importante realizar un abordaje rápido "porque el dolor crónico afecta a todas las esferas: familia, colegio" y ha clamado que "erróneamente se cree que los niños no tienen dolor".

Por su parte, la doctora Mercedes Martínez ha sostenido que en este abordaje el trabajo multidisciplinar "es fundamental". "El tratamiento no puede hacerse una forma aislada. Debe hacerse a la vez con un abordaje multidisciplinar para no perpetuar el dolor. Además, los pacientes y los familiares forman una parte importantísima", ha subrayado.

En este contexto, ha confesado que cuando los niños llegan a las unidades de dolor lo hacen "de una forma desesperada", debido a que han tenido "un periplo por varias unidades y tratamientos".

PARTE EMOCIONAL Y NEURONAS ESPEJO

Asimismo, durante el evento, también se ha tratado la parte emocional de los niños. Al respecto, la doctora Elena Álvarez Sánchez, psicóloga clínica del Hospital Universitario de Valladolid, ha lamentado que la idea general que se tiene es que un niño que le duele responde con unas emociones concretas pero, ha matizado, que el dolor crónico debe comprender que el dolor en sí mismo supone una emoción concreta y una respuesta concreta.

"Por lo tanto, un niño con dolor crónico es un niño que sufre y una familia que sufre. No es un cuerpo a rehabilitar. Sino que es una persona a la que acompañar en la recuperación de una vida que en un momento determinado ha sido truncada, la del niño y la de todo su entorno", ha detallado.

Por otro lado, la doctora Ana Belén Vega, médico rehabilitador en el Hospital Universitario de León, ha puesto el foco en las neuronas espejo para el tratamiento dolor. "Las neuronas espejo son aquellas que tenemos en la corteza promotora del cerebro que se activan con estímulos visuales. Son la base de los tratamientos de rehabilitación que se basan en la neurofisiología. Se basan en cómo funciona el cuerpo y viene a unir el cuerpo y la mente", ha explicado.

Además, ha puesto de ejemplo que cuando se realiza un ejercicio o un movimiento, esta acción tiene una representación en el mapa cerebral de cada que crecerá en función de cómo lo usas y en función de la experiencia. Sin embargo, cuando hay dolor, esta zona se hace más pequeña porque no se mueve y crece en otras zonas que sí se mueven. "De esta forma puedes usar esa capacidad de las neuronas cognitivas para mejorar dicha zona afectada por el dolor", ha concluido.