Actualizado 12/11/2021 18:13 CET

Diagnóstico precoz y tratamiento temprano, esenciales para el control del VIH y mejorar la calidad de vida del paciente

MADRID, 12 Nov. (EUROPA PRESS) -

Diagnóstico precoz y tratamiento temprano son esenciales para el control del VIH y mejorar la calidad de vida de los pacientes a largo plazo. Asimismo claves dentro de uno de los puntos referentes a nivel nacional para la atención personalizada y multidisciplinar de las personas con VIH, el Centro Sanitario Sandoval, protagonista del documental 'Lo normal es vivir', de la serie G-Stories, ideas llenas de vida, de Gilead Sciences.

Tan sólo en 2020, en este centro se realizaron alrededor de 30.000 consultas, en las que el 75% de los atendidos fueron hombres que tienen sexo con hombres (HSH) y un 35% población heterosexual.
Unas cifras que ponen de manifiesto que, aunque se están consiguiendo grandes y relevantes avances en el campo del VIH, aún queda camino por recorrer e importantes retos por alcanzar. En este sentido, el objetivo y una de las principales líneas de investigación del Sandoval es conseguir el diagnóstico temprano de todas las infecciones de transmisión sexual a través de consultas cercanas muy enfocadas en las necesidades de las personas.

Según el doctor Jorge del Romero, director médico del Centro Sanitario Sandoval, "en el caso concreto del VIH, el equipo del centro diagnóstica a la persona y la deriva al hospital el mismo día en el que conocemos sus resultados para que comience el tratamiento lo antes posible. Solo así conseguiremos cortar la cadena de transmisión, controlar la carga vírica de la enfermedad con los tratamientos disponibles y que la persona afectada gane en calidad de vida".

El miedo al diagnóstico y el estigma asociado a la patología son dos de los aspectos clave que se deben priorizar para hacer frente al VIH, algo en lo que coinciden los doctores Del Romero y Vicente Estrada, jefe de enfermedades infecciosas del Hospital Clínico San Carlos, quien afirma que "debemos desmitificar un poco y descargar todo el componente moral de esta enfermedad porque no lo tiene. El miedo y el estigma solo alejan a las personas infectadas del diagnóstico precoz y de la indetectabilidad. Hoy, el 95% de mis pacientes tienen la carga indetectable e intransmisible y hacen una vida completamente normal. Romper la cadena de transmisión es clave. Diagnosticar, tratar y prevenir".

Con el tiempo, la evidencia científica ha ido demostrando que prácticamente toda persona seropositiva que siga correctamente su tratamiento antirretroviral tendrá, con el tiempo, una carga de VIH indetectable. La directora del laboratorio del Centro Sanitario Sandoval, la doctora Carmen Rodríguez, afirma que "el Centro Sandoval es pionero en decir que cuando la carga viral es indetectable es intransmisible".

"Gracias a la investigación y al apoyo de instituciones, como el que nos da Gilead, hemos avanzado mucho en el conocimiento del VIH. Es importante diagnosticar pronto y ofrecer soluciones, como la administración de la PreP, que han hecho que las personas con VIH tengan una vida similar a las no infectadas", señala.

En 2002, el Centro Sanitario Sandoval puso en marcha un programa de gestación natural para resolver dudas y ayudar a las personas con VIH que desearan tener descendencia y formar una familia. "Desde que iniciamos este programa ha habido más de 300 gestaciones naturales y ningún caso de transmisión sexual, ni ningún caso de transmisión vertical en las parejas en las que el miembro positivo era la mujer". De hecho, algunas parejas han tenido incluso dos, tres, cuatro hijos.

"Este programa es una muestra del cambio, hemos pasado de estar enfrentados a la muerte, a estar enfrentándonos a resolver temas relacionados con la vida", a lo que añade que "el apoyo de Gilead ha sido fundamental, especialmente en el programa de derivación inmediata para iniciar el tratamiento antirretroviral en las personas recién diagnosticadas de VIH", señala del Romero.

Al Centro Sanitario Sandoval acuden personas con vidas sexuales muy diferentes. En él se atienden a los pacientes con infecciones de transmisión sexual sin cita previa y en el mismo día, ya que para el centro un diagnóstico a tiempo es una victoria. "Cuando un paciente se diagnostica en Sandoval de VIH, el siguiente paso es ponerse en contacto con su hospital de referencia de forma telefónica y concertar una cita lo más pronto posible", indica Estrada.

El apoyo y la comprensión en estos momentos es clave, por ello, trabaja para ayudar a todas aquellas personas que consideran que algo en su vida sexual necesita de apoyo. "Vienen muy preocupadas, muy nerviosas, con muchas dudas. Aquí reciben un trato respetuoso, ayuda, comprensión, se les escucha", puntualiza la enfermera del Centro Sandoval, desde donde, además, se intenta luchar contra el miedo existente, que hace que incluso haya personas que vayan a hacerse las pruebas y posteriormente no recojan los resultados por miedo.

"El no saberlo implica que cuando te enteres, que al final te acabarás enterando, pues a lo mejor ya es tarde, y, además, durante todo el tiempo que has estado sin enterarte has podido transmitir la enfermedad a otros", señala Estrada, a lo que añade que "hay pocos profesionales que sepan tanto de infección sexual y de manejo del VIH en un inicio en España y en Europa, como los profesionales del Centro Sandoval".

Contador