Tras superar un cáncer de mama, las mujeres pueden enfrentarse a problemas cognitivos durante varios años

Actualizado 12/12/2011 11:46:38 CET
EUROPA PRESS

MADRID, 12 Dic. (EUROPA PRESS) -

Según un nuevo análisis, las supervivientes de cáncer de mama pueden experimentar problemas con ciertas capacidades mentales hasta varios años después del tratamiento, independientemente de si fueron tratadas con quimioterapia más radioterapia o solo radioterapia.

El estudio, publicado en 'Cancer', revista supervisada por la Sociedad Americana del Cáncer, indica que existen varias formas, relacionadas con el tratamiento, en que las terapias contra el cáncer afectan negativamente a las habilidades mentales de las pacientes.

Investigaciones previas sugieren que la quimioterapia puede causar problemas de memoria y concentración en las sobrevivientes de cáncer de mama; así, con el fin de comparar los efectos de diferentes tipos de tratamiento contra el cáncer en tales habilidades mentales, el doctor Paul Jacobsen, del Centro del Cáncer H. Lee Moffitt y el Instituto de Investigación de Tampa (en Estados Unidos), y sus colaboradores, examinaron los casos de 62 pacientes con cáncer de mama tratadas con quimioterapia más radioterapia, 67 pacientes tratadas solo con radiación, y 184 mujeres sin antecedentes de cáncer.

Las participantes del estudio pasaron por evaluaciones neuropsicológicas seis meses después de completar el tratamiento y, de nuevo, 36 meses después.

El estudio ha confirmado que la quimioterapia puede causar problemas cognitivos en las sobrevivientes de cáncer de mama, problemas que persisten hasta tres años después de terminar el tratamiento.

Además, los investigadores observaron que las sobrevivientes de cáncer de mama que habían sido tratadas con radiación (y no con quimioterapia), a menudo sufrían problemas similares a los experimentados por pacientes tratadas con quimioterapia y radiación. Por otro lado, los científicos no observaron que la terapia hormonal (como el tamoxifeno) causara dificultades cognitivas.

"Estos hallazgos sugieren que los problemas de algunas sobrevivientes de cáncer de mama experimentan en sus capacidades mentales no se deben sólo a la administración de la quimioterapia", afirma el doctor Jacobsen, quien añade que "el estudio también ofrece una imagen más completa del impacto del tratamiento del cáncer en las habilidades mentales a largo plazo".