Los Objetivos de Desarrollo Sostenible en salud no se cumplirán si no se elimina la brecha de género

Análisis de sangre en un país de África
IMPERIAL COLLEGE LONDON - Archivo
Publicado 31/05/2019 16:55:26CET

MADRID, 31 May. (EUROPA PRESS) -

Un estudio de la revista 'The Lancet' ha advertido de que los Objetivos de Desarrollo Sostenbile para 2030 en materia sanitaria no se cumplirán si no se elimina la desigualdad de género y "se modifican las actitudes de la sociedad hacia las mujeres".

Su trabajo constata que los gobiernos y las instituciones sanitarias "han fracasado persistentemente" a la hora de avanzar hacia la igualdad de género, a pesar de su impacto en la salud a lo largo de toda la vida. Así, se encontró que las mujeres y los hombres experimentan diferentes exposiciones a enfermedades y factores de riesgo que influyen negativamente en su salud. Estas diferencias impulsadas por el género se entrecruzan con otras desigualdades relacionadas (edad, clase, raza, etnia, religión, capacidad o sexualidad) y "amplifican los efectos negativos sobre la salud y los sistemas sanitarios".

También se ha demostrado que los sistemas sanitarios "descuidan y refuerzan" las desigualdades de género en materia de salud, así como que la investigación y la recopilación de datos sanitarios "están sesgadas e incompletas en función del género". Además, concluyen que "las grandes corporaciones manipulan el género para obtener ganancias y promueven efectos adversos en la salud".

"La buena noticia es que las leyes, las políticas y los programas pueden mejorar la igualdad de género y la salud. Se demostró que las políticas inspiradas en la igualdad, como la enseñanza primaria gratuita y las bajas de maternidad y paternidad remuneradas, entre otras, tenían un efecto positivo en diversos resultados de salud maternoinfantil. Pero aún no existe una adopción generalizada", explican los investigadores.

"En una era de '#MeToo' y '#TimesUp', la oportunidad de conectar a los movimientos sociales mundiales para la salud y la igualdad de género es real, urgente, necesaria y alcanzable. Sin embargo, una reacción conservadora, como el retroceso de la salud y los derechos sexuales y reproductivos, amenaza no solo los avances en materia de salud logrados para las mujeres y los hombres, sino también la posibilidad de avances futuros. Hasta ahora, los líderes políticos mundiales han mostrado una indiferencia deliberada hacia el género y sus efectos en la salud", asegura el editor jefe de 'The Lancet', Richard Horton.

La revista destaca las "múltiples oportunidades perdidas" para involucrar a los sistemas sanitarios en estrategias de transformación de género para mejorar la salud, y presenta recomendaciones específicas, entre las que se incluyen: aumentar la visibilidad de las mujeres en los roles de liderazgo; reconocer y recompensar los roles de atención; abordar el acoso y el abuso sexual en el lugar de trabajo; y crear las condiciones para permitir el cambio en la forma en la que las mujeres interactúan con el sistema sanitario.

Contador