Publicado 09/06/2021 16:40CET

Líderes mundiales en salud y energía aprueban una hoja de ruta para garantizar un futuro limpio y saludable

Archivo - Contaminación, cuidad
Archivo - Contaminación, cuidad - CEDIDA POR MARCOS GARCÍA RODRÍGUEZ - Archivo

MADRID, 9 Jun. (EUROPA PRESS) -

Líderes mundiales en salud y energía han aprobado, durante la primera reunión de la Coalición de Alto Nivel sobre Salud y Energía convocada por el director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus, una hoja de ruta para garantizar un futuro limpio y saludable.

En concreto, el documento identifica pasos clave para acelerar el acceso a energía limpia y sostenible para la protección de la salud pública y sirve como una llamada a la acción para aumentar los compromisos, movilizar recursos y establecer marcos regulatorios.

Y es que, la ausencia de energía limpia y sostenible tiene un impacto adverso significativo en la salud y los medios de vida de las poblaciones más pobres. Además, está vinculada a la mayoría de los problemas mundiales actuales y futuros como el género, la seguridad alimentaria, el agua potable, la salud pública, la educación, el crecimiento económico, el empoderamiento de los jóvenes y las mujeres y el cambio climático.

Estimaciones recientes de la OMS muestran que en 2019, 2.600 millones de personas estuvieron expuestas a altos niveles de contaminantes dañinos para la salud debido a la falta de acceso a combustibles y tecnologías limpias para cocinar. Esto causa hasta cuatro millones de muertes anuales por enfermedades no transmisibles como enfermedades cardíacas, accidentes cerebrovasculares, cánceres, enfermedades pulmonares crónicas y neumonía.

Al mismo tiempo, se estima que mil millones de personas en todo el mundo todavía reciben servicios de instalaciones sanitarias sin electricidad. En este sentido, los expertos han señalado que la pandemia de COVID-19 ha puesto de relieve que el acceso a la energía es esencial para la funcionalidad de los dispositivos médicos críticos y los aparatos que salvan vidas y, en última instancia, para la prestación de servicios de atención médica.

"Acelerar la electrificación de las instalaciones sanitarias y cocinar de forma limpia es fundamental para proteger la salud humana y promover poblaciones más sanas. Me complace trabajar junto con otros miembros de la Coalición de alto nivel sobre salud y energía y con todos los socios para avanzar drásticamente hacia la expansión agresiva de soluciones energéticas limpias y sostenibles", ha dicho Tedros.

Contador