Publicado 22/11/2021 14:03CET

El Foro de Pacientes reclaman mayor participación de los pacientes en la futura Ley de Equidad del SNS

Archivo - Edificio del Ministerio de Sanidad, Política Social e Igualdad ubicado en el Paseo del Prado, en Madrid (España), a 2 de marzo de 2020.
Archivo - Edificio del Ministerio de Sanidad, Política Social e Igualdad ubicado en el Paseo del Prado, en Madrid (España), a 2 de marzo de 2020. - Óscar Cañas - Europa Press - Archivo

MADRID, 22 Nov. (EUROPA PRESS) -

El Foro Español de Pacientes ha aportado alegaciones y propuestas en el periodo de consulta pública abierto por el Ministerio de Sanidad sobre el Anteproyecto de Ley de Medidas para la Equidad, Universalidad y Cohesión del Sistema Nacional de Salud (SNS), y, entre ellas, se insta al Gobierno a incluir una mayor participación de los pacientes en el Sistema Nacional de Salud.

"La futura norma nos coloca a los pacientes en una posición peor que a los sindicatos o los empresarios. Mientras que estos tendrán ocho representantes cada uno, las organizaciones de pacientes tendremos que compartir esos ocho puestos con otras asociaciones ciudadanas indeterminadas en su carácter, en su número y en la forma de designación", explica el presidente del FEP, Andoni Lorenzo.

Otro de los puntos que señala el FEP del contenido del Anteproyecto, y sobre el que presenta alegaciones, es precisamente la falta de medidas y garantías para que pueda cumplirse esa "equidad, universalidad y cohesión" a las que alude el título de la norma. En este sentido, desde el FEP se advierte que el Anteproyecto no contempla acciones y medidas concretas para que la equidad se lleve a la práctica, lo que, si no se corrige, llevaría implícita la perpetuación de las desigualdades ya existentes en la gestión asistencial según la Comunidad Autónoma en la que sean atendidos los pacientes.

En lo que respecta a la universalidad, Lorenzo subraya que desde el FEP aplauden la ampliación de la acción protectora en favor de nuevos grupos de personas, pero entienden que, para que esta sea real, se requiere financiación y recursos humanos y técnicos adicionales. "De poco valdría establecer derechos para nuevos grupos de personas, si luego no hay instrumentos suficientes para hacerlos efectivos. Si no se incrementasen los recursos, continuaría aumentando la presión asistencial, resintiéndose aún más la calidad y aumentando las listas de espera", afirma.

Para el FEP, la unificación de la cartera común de servicios, concebida como una de las principales herramientas para garantizar la equidad y la cohesión del SNS, es una medida acertada, pero que, por sí sola, no servirá de mucho si no se aborda el problema de la suficiencia de financiación sanitaria y no se revisan en profundidad los procedimientos de actualización de dicha cartera. "No hacerlo supondría, según sostiene el presidente del FEP, bloquear el acceso a terapias innovadoras y significará la consolidación de obstáculos diseñados para demorar el acceso de los pacientes a nuevas posibilidades de recuperación de su salud", señalan.

"Dentro del apartado relativo a la cartera común de servicios, habría que enfatizar, con referencias específicas y compromisos económico-presupuestarios, los correspondientes a Atención Primaria y a Salud Pública que, pese a su carácter estratégico, han evidenciado serias debilidades, en especial durante la pandemia", concluye el presidente del FEP.

Contador