Publicado 20/03/2020 16:13:11 +01:00CET

Consejo de Enfermería aclara que la mayoría de enfermeros sin plaza incorporadas "ya estaban en activo"

Una sanitaria del Osakidetza (servicio vasco de salud)  del Hospital de Galdakao responde a los medios mientras otra profesional sostiene un lazo negro de luto en recuerdo a la enfermera de 52 años fallecida por Covid-19
Una sanitaria del Osakidetza (servicio vasco de salud) del Hospital de Galdakao responde a los medios mientras otra profesional sostiene un lazo negro de luto en recuerdo a la enfermera de 52 años fallecida por Covid-19 - H.Bilbao - Europa Press

MADRID, 20 Mar. (EUROPA PRESS) -

El Consejo General de Enfermería (CGE) ha matizado la incorporación a la lucha contra la pandemia del coronavirus de 11.000 profesionales de Enfermería que no sacaron plaza de enfermero especialista, como ha anunciado el ministro de Sanidad, Salvador Illa.

"No es exacta. A diferencia de los médicos que carecen de especialidad por no sacar una plaza en el examen MIR, los enfermeros que no consiguen su plaza de Enfermero Interno Residente (EIR), que son la mayoría debido al exiguo número de plazas, siguen trabajando en el sistema sanitario- público y/o privado como enfermeros generalistas. Es decir, que esa fuerza extra compuesta por miles de profesionales que anuncia el ministro ya se encuentra actualmente luchando contra los efectos del coronavirus", puntualizan en un comunicado.

Por otra parte, sobre la incorporación de estudiantes de Enfermería de cuarto curso, el presidente del CGE, Florentino Pérez Raya, ha recalcado que "ha fallecido una enfermera en esta crisis, y hay carencia de equipos de protección, así que esta medida solo debe llevarse a cabo como último recurso, es decir, en caso de situación extrema y siempre con carácter voluntario para los estudiantes y garantizando en todo momento su propia seguridad y la de los pacientes y usuarios".

Otra opción que se solicita al Ministerio de Sanidad y de Universidades es que valoren la posibilidad de habilitar a los estudiantes de enfermería de cuarto curso como enfermeros graduados a todos los que tengan todas las asignaturas aprobadas y el 80 por ciento de las prácticas realizadas y que sus contratos se realicen como enfermeros graduados y no contratos precarios, sin tener claramente definidas sus competencias.

Llegado este caso, el CGE asegura que solo aceptará que los estudiantes ocupen puestos en los que "no tengan que mantener contacto con pacientes, dando apoyo a profesionales enfermeros en unidades donde se preste asistencia a pacientes que no impliquen este tipo de riesgo para la salud o en otro tipo de actividades no asistenciales". "Ya hemos registrado el primer fallecimiento de una compañera y no podemos exponer de forma gratuita a las jóvenes enfermeras del futuro", insite Pérez Raya.

En opinión del Consejo General de Enfermería, hace falta contratar "hasta la última enfermera disponible" e intentar, si sus circunstancias lo permiten, que "se desplacen desde las zonas menos afectadas por la enfermedad hacia las comunidades con más casos". "Incluso debería plantearse la homologación rápida de muchos profesionales extranjeros bien formados, que podrían actuar en esta crisis", proponen.

Contador

Para leer más