Publicado 17/03/2020 17:49CET

CEAPS pide que los profesionales que atienden a mayores sean reconocidas como personal sanitario nivel 1

MADRID, 17 Mar. (EUROPA PRESS) -

El Círculo Empresarial de Atención a la Dependencia (CEAPS) ha reclamado que los 370.000 profesionales de la atención a las personas mayores en residencias, atención en domicilio y teleasistencia tengan el valor social y normativo de personal sanitario nivel 1 ante la crisis del coronavirus Covid-19.

"Estamos llevando a cabo una labor sanitaria y fundamental y, por ello, como soluciones urgentes hemos pedido una reunión por video conferencia a los responsables del Ministerio de Sanidad solicitando el
reconocimiento como personal sanitario nivel 1 mediante certificación oficial a todos los que trabajan en el sector; así como reconocer públicamente la labor de los trabajadores de los centros, gerocultores y todo el personal de atención directa a las personas mayores.

Asimismo, reclaman que las residencias deben considerarse de primer nivel en cuanto a la provisión de material (mascarillas, guantes, pañales) para garantizar la seguridad de trabajadores y usuarios. De la misma forma, piden flexibilización de personal y de tareas para dar respuesta a la situación actual y a la que pueda producirse en los próximos días y semanas.

Igualmente, solicitan que se realice la prueba diagnóstica para todos los usuarios y profesionales, especialmente cuando muestren síntomas o cuando un usuario vuelva del hospital por un problema médico ajeno al coronavirus. "En el caso de tener que ofrecer atención domiciliaria hospitalaria, que se ofrezcan los recursos necesarios y si no hay posibilidad de atender correctamente en la residencia, sea tratado en un hospital o en su domicilio con los apoyos necesarios", explican.

En la atención domiciliaria, denuncian que las empresas no disponen de material de protección para dar a los trabajadores que se desplazan hasta cada hogar. "Las empresas de ayuda a domicilio se sienten totalmente desatendidas. Si no disponen del material, los trabajadores no querrán acudir", justifican. Al mismo tiempo, animan a contemplar la posibilidad de que personal sin titulación pueda trabajar en los centros.