Publicado 02/07/2020 13:55:02 +02:00CET

Cataluña, Madrid, Andalucía y Canarias, las CCAA que más dinero destinan a conciertos sanitarios

Un médico opera el robot Da Vinci Xi en el IVO
Un médico opera el robot Da Vinci Xi en el IVO - IVO - Archivo

MADRID, 2 Jul. (EUROPA PRESS) -

Cataluña es la comunidad autónoma que destina más dinero a la partida de conciertos sanitarios, con un importe de 2.832 millones de euros en 2018, lo que supone el 26 por ciento de su gasto sanitario. Le siguen Madrid, Andalucía y Canarias, con 846 (10%), 425 (4,2%) y 288 (9,3%) millones de euros, respectivamente, según el informe 'Sanidad privada, Aportando Valor: Análisis de Situación 2020', elaborado por el Instituto para el Desarrollo e Integración de la Sanidad (Fundación IDIS), que engloba a la gran mayoría de compañías del sector.

La evolución de la partida de conciertos en el último año varía en función de la comunidad autónoma: Melilla y Cataluña registran los mayores incrementos con 0,5 y 0,4 puntos porcentuales respectivamente. Por el contrario, los mayores descensos se producen en Madrid e Islas Baleares, con 1,2 puntos porcentuales, de acuerdo con este estudio.

A nivel de centros, el 43,5 por ciento de los hospitales privados (198 hospitales) en España presenta algún tipo de concierto con las Administraciones Públicas. En el caso de Cataluña, un 7,1 por ciento de los hospitales privados (32 hospitales) están integrados en la Red de Hospitales de Utilización Pública de Cataluña (XHUP).

Por finalidad asistencial, los hospitales generales son los que
cuentan con un mayor número de conciertos, ya que un total de 126
hospitales disponen de algún tipo de concierto, seguido de los médicoquirúrgicos con 22 hospitales, los psiquiátricos con 20 y los geriátricos y/o larga estancia con 19. Los números se han mantenido similares desde el año anterior, de acuerdo con IDIS.

El sector hospitalario privado cuenta con un total de 458 hospitales en España, que representan el 57 por ciento del total de los centros hospitalarios, con una dotación de 51.212 camas, que suponen el 32 por ciento del total, según los datos de Fundación IDIS. Así, España se sitúa en un nivel intermedio respecto a otros países europeos analizados, tanto en porcentaje de hospitales privados sobre el número total de hospitales, como en el porcentaje del número de camas privadas sobre el número total de camas.

A nivel geográfico, Cataluña, Madrid y Andalucía, al igual que en años anteriores, son las comunidades autónomas que cuentan con un
mayor número de hospitales y de camas privadas. Según este informe, Cataluña es la única comunidad autónoma que dispone de un mayor número de camas privadas que públicas (57%), aunque el documento recuerda que los hospitales privados de Cataluña incluyen aquellos que están integrados en la XHUP.

Si se analiza la proporción de hospitales y camas privadas sobre el número total, existen diferencias significativas entre comunidades autónomas: Cataluña, Asturias, y Navarra son las que cuentan con el porcentaje más elevado de hospitales privados sobre el total de hospitales, con el 70, 64 y 64 por ciento, respectivamente; mientras que, a nivel de camas, son Cataluña y Navarra las que presentan un mayor porcentaje de camas privadas frente al total de camas, con el 56,9 y 39,3 por ciento, respectivamente.

Respecto al gasto sanitario privado per cápita, País Vasco,
Cataluña y Madrid son las comunidades autónomas que en 2019 registraron los gastos más elevados con 779 euros, 757 euros y 712 euros, respectivamente. En el lado opuesto se sitúan Extremadura, Cantabria y Canarias, con 462 euros, 455 euros y 454 euros, respectivamente.

En relación con la penetración del seguro privado, y a pesar de no existir una correlación estadística con el presupuesto sanitario
público per cápita, sí se observa, al igual que en años anteriores, que determinadas comunidades autónomas que cuentan con una mayor penetración del seguro privado, como Madrid y Cataluña (en el 38% y 36%, respectivamente), pueden disponer de un menor presupuesto sanitario público per cápita que la mayoría de las comunidades autónomas, a pesar de tener el mayor número de grandes hospitales y de alta complejidad.