La diferenciación de las células madre del corazón, condicionado por el estrés oxidativo

Vaso sanguíneo del corazón con células derivadas de Bmi1 en rojo
CNB-CSIC
Publicado 22/01/2018 15:02:18CET

MADRID, 22 Ene. (EUROPA PRESS) -

Un equipo del Centro Nacional de Biotecnología del Centro Superior de Investigaciones Científicas (CNB-CSIC) ha demostrado que el estrés oxidativo en las células madre del corazón adulto es determinante para decidir si se diferencian o no.

La acumulación en el corazón de moléculas pequeñas con capacidad de oxidación, llamadas especies reactivas de oxígeno, provoca un proceso conocido como estrés oxidativo que desemboca en cambios en la función de proteínas relacionadas con el comportamiento de las células madre cardiacas.

Y según detallan en la revista 'Cell Death & Differentiation', ante un daño del tejido cardiaco por la presencia de estas moléculas las células madre del corazón adulto se diferencian, un proceso que puede tener implicaciones en la capacidad regenerativa del corazón adulto.

Los científicos se centraron en la proteína BMI1 y han descubierto que, en condiciones normales, tiene un papel importante en el mantenimiento de las células madre del corazón. Sin embargo, ante un daño oxidativo la función de BMI1 cambia y pasa a promover la diferenciación de estas células.

"Este tipo de daño está asociado a patologías cardiovasculares graves", ha explicado Antonio Bernad, investigador del CNB-CSIC y director de este trabajo, que por ello considera que entender los factores que determinan el destino de las células madre puede servir para explorar "nuevas posibilidades de regeneración cardiaca".

De hecho, durante el desarrollo embrionario el corazón presenta bajos niveles de oxígeno, condiciones en las cuales los cardiomiocitos inmaduros se multiplican. Y con el nacimiento y la exposición al oxígeno ambiental, aumentan los niveles de oxidación y los cardiomiocitos se diferencian y dejan de dividirse.

Pero, a pesar de estos indicios, hasta ahora no se había estudiado cómo el estrés oxidativo influye en la renovación celular del corazón adulto.

"Nuestros datos indican que el estrés oxidativo es clave para activar la diferenciación de las células progenitora. La proteína BMI1 es uno de los reguladores clave de este proceso", concluyen los autores del trabajo.