La Academia Española de Dermatología advierte de los efectos nocivos del sol y la necesidad de protegerse adecuadamente

Actualizado 13/07/2006 15:53:41 CET

MADRID, 13 Jul. (EUROPA PRESS) -

La Academia Española de Dermatología y Venereología (AEDV) ha lanzado la campaña informativa '¡Cuida tu piel en verano!', con el fin de advertir sobre los efectos nocivos del sol y la necesidad de protegerse adecuadamente frente a él para evitar el riesgo de sufrir un cáncer cutáneo, en concreto un melanoma, y el fotoenvejecimiento de la piel, según informó hoy la Academia en un comunicado. El objetivo es "convivir con el sol de forma saludable".

Entre las médidas físicas para protegerse del sol, la Academia señala tres: evitar la exposición solar entre las 11:00 y las 19:00 horas; utilizar estructuras que den sombra; y usar ropa protectora contra el sol, como sombreros, camisetas de manga larga y ropa oscura de trama apretada.

En cuanto a las medidas relativas al uso de protectores solares, los expertos en dermatología recomiendan los filtros con factor de protección mayor o igual a 15 y que sean de amplio espectro, es decir, que protejan contra los rayos ultravioleta A y B (UV-A y UV-B). Además, señalan que no es recomendable el uso de filtros solares químicos en niños menores de seis meses.

Asimismo, se debe aplicar el protector solar uniformemente en todas las zonas expuestas. Es importante no olvidar aplicar la crema en orejas, cuello, escote, manos y en el dorso de los pies. La aplicación de los filtros solares debe realizarse 30 minutos antes de la exposición solar y repetirse cada vez que la persona se moje, se seque, practique ejercicio físico moderado o intenso, transpire profundamente o cada tres horas de exposición solar.

Los especialistas recuerdan que es importante distinguir entre los fotoprotectores 'resistentes al agua' o 'a prueba de agua'. Los resistentes al agua son aquellos que, tras dos baños consecutivos de 20 minutos cada uno, siguen generando la misma protección; los que son a prueba de agua resisten cuatro baños consecutivos de 20 minutos cada uno.

La AEDV advierte también de los mitos más frecuentes referentes al sol, "que deben ser desterrados". Así, es falso que si el día está nublado, el sol no daña. Las radiaciones solares siguen estando presentes aunque esté nublado, por lo tanto, sí son dañinos. Tampoco es verdad que un protector solar y un bronceador sean lo mismo. Un protector solar protege contra el daño solar y un bronceador permite el paso de las radiaciones solares, por tener un bajo factor de protección solar (FPS).

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter