Contador

Aplicar técnicas de 'mindfulness' a los 3 años ayuda a los niños a ser más conscientes de sus emociones

Niñas
PIXABAY
Publicado 21/11/2017 19:02:51CET

MADRID, 21 Nov. (EUROPA PRESS) -

El uso de técnicas de 'mindfulness' para mejorar la capacidad de concentración en niños a partir de los tres años les ayuda a ser más conscientes de sus emociones, aprenden mejor a controlar su impulsividad y les ayuda en la resolución de conflictos.

Ésta es una de las conclusiones que extraen los expertos del Colegio Montpellier de Madrid, que en el marco de su proyecto 'Mindfulness en las aulas', ofrecen diferentes técnicas sencillas de relajación, atención plena y meditación que los niños pueden aplicar según su propia edad y experiencia.

Por medio de varios momentos en la etapa de infantil, los niños a partir de tres años, cambian las sillas por colchonetas para conectar con su ser más profundo.

El proyecto incluye técnicas de conciencia corporal, relajación-respiración y trabajo emocional, y hasta los niños de tres años
"cambian las sillas por colchonetas para conectar con su ser más profundo".

Además de las sesiones dentro del aula, los alumnos más pequeños también se dirigen a la sala de psicomotricidad para, después de una serie de respiraciones y acompañados de su peluche 'Mindful', llevar a cabo diversas actividades: atención en el peluche, movimientos al ritmo de la música o visualizaciones centradas en la imaginación, entre otras.

"Es muy bonito e importante que luego compartan lo que han sentido en cada sesión. Aunque al principio no es fácil, rápidamente se van dando cuenta de la tranquilidad que sienten una vez terminado", ha reconocido la jefa de estudios de Educación Infantil del centro, Begoña Santana.

De hecho, desde que han puesto en marcha el proyecto han comprobado que los niños se hacen más conscientes de lo que sienten, son capaces de parar, de hablar con sus amigos para resolver los conflictos porque aprenden a controlar su impulsividad, empleando las técnicas que les enseñamos incluso más allá de las aulas.

Además, los alumnos están encantados con estas iniciativas porque les ayudan a desarrollar su competencia emocional, a sentirse tranquilos y "a comprender por qué sienten "esas cosas" por dentro" comenta el iniciador de Mindfulness en el colegio Montpellier, el profesor Lorenzo Sánchez.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter