Vinculan vivir cerca de un bosque a menos enfermedades diarreicas en niños

Niños jugando, agua, fuente
UNIVERSIDAD DE VERMONT
Publicado 11/10/2017 7:29:38CET

   MADRID, 11 Oct. (EUROPA PRESS) -

   Un estudio de la Universidad de Vermont (UVM), en Estados Unidos, de 300.000 niños en 35 naciones, concluye que los niños cuyas cuencas hidrográficas tienen mayor cobertura arbórea son menos propensos a experimentar enfermedades diarreicas, la segunda causa de muerte para niños menores de 5 años. Publicado en 'Nature Communications', el estudio cuantificó la conexión entre la calidad de las cuencas hidrográficas y los resultados individuales de salud de los niños a escala global.

   "Al mirar a todos estos diversos hogares en todos estos diferentes países, encontramos que cuanto más saludable es su cuenca, más probable es que sus hijos tengan esta enfermedad potencialmente mortal", afirma Taylor Ricketts, del Instituto Gund de Medio Ambiente de la UVM. Sorprendentemente, el equipo predice que un aumento del 30 por ciento en la cobertura de árboles en las cuencas rurales tendría un efecto comparable a mejorar el saneamiento del agua, como añadir sistemas de tuberías internas o sanitarios.

   "Esto sugiere que proteger las cuencas hidrográficas, en las circunstancias adecuadas, puede duplicarse como una inversión en salud pública", apunta el autor Brendan Fisher, del Instituto Gund de UVM y la Escuela de Medio Ambiente y Recursos Naturales Rubenstein. "Esto demuestra, muy claramente, cómo los ecosistemas saludables pueden apoyar directamente la salud y el bienestar humanos", agrega.

   Según los autores, su investigación es la primera en utilizar una enorme base de datos nueva que permitirá enfoques de "grandes datos" para estudiar los vínculos entre la salud humana y el medio ambiente a nivel mundial. La base de datos cuenta con 30 años de encuestas demográficas y de salud de la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID), con 150 variables para 500.000 hogares, incluyendo datos espaciales sobre el medio ambiente.

COMPENSAR LA FALTA DE INFRAESTRUCTURA

   "No estamos diciendo que los árboles son más importantes que los sanitarios y las cañerías interiores", matiza Diego Herrera, director del estudio como investigador postdoctoral de la UVM, y ahora en 'Environmental Defense Fund'. "Pero estos hallazgos demuestran claramente que los bosques y otros sistemas naturales pueden complementar los sistemas tradicionales de saneamiento de agua, y ayudar a compensar la falta de infraestructura", apostilla.

Los investigadores esperan que los hallazgos ayuden a los gobiernos y las agencias de desarrollo a mejorar la salud y el medio ambiente de los niños de todo el mundo. Y agregan que se necesitan más investigaciones para comprender más exactamente cómo afectan los bosques de las cuencas hidrográficas al riesgo de enfermedades como la diarrea, que tiene muchas causas, incluyendo patógenos transmitidos por el agua.

   La investigación abarca a 35 naciones de África, Sudeste Asiático, Sudamérica y el Caribe, incluyendo Bangladesh, Filipinas, Nigeria, Colombia y República Democrática del Congo. El estudio contó con el apoyo del Centro Nacional de Síntesis Socioambiental (SESYNC, por sus siglas en inglés), el Instituto Luc Hoffmann y WWF, junto con la Fundación Gordon y Betty Moore y la Fundación Rockefeller como parte del programa de 'Health & Ecosystems: Analysis of Linkages' (HEAL).

   Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), una de cada cuatro muertes de niños menores de 5 años de edad es atribuible a ambientes insalubres. Cada año, 361.000 niños mueren de enfermedades diarreicas debido al mal acceso a agua potable, saneamiento e higiene.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter