¿Quieres hacer el Camino de Santiago? 13 recomendaciones para cuidar tus pies

Peregrinos, camino de Santiago
FLICKR/JOSÉ ANTONIO GIL MARTÍNEZ - Archivo
Actualizado 11/06/2018 16:00:17 CET

MADRID, 11 Jun. (EDIZIONES) -

Con el buen tiempo y con las vacaciones ya a la vuelta de la esquina, el Camino de Santiago es una de las actividades al aire libre que aumenta en estas fechas y en la que los pies son los grandes protagonistas.

"Los pies constituyen una de las partes del cuerpo que más sufre durante las largas marchas del Camino de Santiago debido a que se someten a esfuerzos poco habituales. Es importante tener en cuenta ciertas prácticas, tanto antes como durante y después de las rutas", ha declarado el presidente del Colegio de Podólogos de Galicia, Borja Pérez Serrano.

En este sentido, "el dolor de pies no debe ignorarse y es el podólogo colegiado el profesional sanitario especializado", ha destacado el presidente de los podólogos gallegos.

Por ello, El Consejo General de Colegios Oficiales de Podólogos ofrece las principales recomendaciones para preparar los pies de los peregrinos antes de las largas marchas y cuidarlos durante y después de las mismas:

¿QUE DEBO HACER ANTES DE REALIZAR EL CAMINO?

1. "Visitar la consulta de un profesional de la Podología debidamente titulado y colegiado ante cualquier duda para prevenir lesiones y especialmente en caso de dolencias previas como exceso de sudoración, hongos o helomas", ha aconsejado Borja Pérez.

2. Entrena previamente en función de las etapas programadas.

3. Utiliza botas de 'trekking' o de montaña y calcetines habituales: no estrenes.

4. Corta las uñas ajustándote a la forma de las mismas y sin dejar picos.

¿Y JUSTO ANTES DE LA SALIDA?

5. Hidrata los pies con crema, la noche previa a la marcha.

6. Evita lavar los pies con agua caliente antes de la ruta ya que favorece la aparición de ampollas.

7. Ajusta adecuadamente el calzado y el calcetín.

8. Protege los roces, si los hubiera, con apósitos.

DURANTE LA MARCHA

9.Camina relajado.

10. Usa bastones para tener más estabilidad.

11. Descansa entre 5 y 10 minutos cada hora.

¿QUÉ HAGO CUANDO ACABE LA CAMINATA?

12. Lava y revisa bien los pies tras un secado minucioso para poder detectar posibles alteraciones.

13. Realiza estiramientos de la musculatura de los pies, ponlos en alto y vuelve a aplicar crema hidratante. Los pies pueden recuperarse del esfuerzo en una sola noche.

Contador
Boletín de Salud

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.