Nuevo método para combatir la malaria

Mosquitos contra la malaria
PIXABAY
Publicado 12/07/2017 7:33:38CET

   MADRID, 12 Jul. (EUROPA PRESS) -

   Científicos han descubierto una nueva forma de frenar las infecciones de la malaria, proporcionando un nuevo objetivo posible para los medicamentos antimaláricos. El equipo ya está trabajando con las compañías farmacéuticas para utilizar este conocimiento para desarrollar nuevos antimaláricos, un paso importante en la batalla contra la malaria resistente a los medicamentos.

   Cuando los parásitos de la malaria invaden los glóbulos rojos, forman un compartimento interno en el que se replican muchas veces antes de salir de la célula e infectar más células. Con el fin de escapar de los glóbulos rojos, los parásitos tienen que romper tanto el compartimiento interno como la membrana celular utilizando varias proteínas y enzimas.

   Investigadores del Instituto Francis Crick y de la Escuela de Higiene y Medicina Tropical de Londres, en Reino Unido, han identificado una proteína clave involucrada en este proceso. La interrupción de esta proteína reduce la eficacia del escape del parásito, retrasando la tasa de infección, como se detalla en un artículo publicado en 'PLOS Pathogens'.

   "El parásito se encuentra en su compartimento interno dentro de la célula, rodeado de muchas proteínas, un poco como un bebé rodeado de líquido amniótico --describe Mike Blackman, líder del grupo en el Instituto Francis Crick--. Nos concentramos en la proteína más común, conocida como SERA5, suponiendo que probablemente tiene un papel importante porque hay mucho de ella".

ELIMINAR UNA PROTEÍNA PARA FRENAR LA INFECCIÓN

   El equipo utilizó herramientas genéticas para eliminar el gen responsable de la producción de SERA5 en los parásitos de la malaria y, a continuación, grabó un vídeo secuencial de las células bajo un microscopio. Encontraron que los parásitos atravesaron las membranas más rápidamente de lo normal, pero muchos se atascaron en su salida, lo que significa que era menos probable que invadieran otros glóbulos rojos.

   "Los parásitos de la malaria no sobreviven mucho tiempo fuera de los glóbulos rojos, por lo que, si se quedan atascados al salir, pueden morir antes de que tengan la oportunidad de infectar otra célula", dice la primera autora del estudio, Christine Collins, investigadora del Instituto Francis Crick. "Encontramos que los parásitos que carecían de SERA5 eran aproximadamente la mitad de eficientes que los parásitos normales al escapar e infectar nuevas células", añade.

   El equipo ahora está trabajando con GSK para ver si SERA5 o una de las enzimas que controla podría ser un potencial objetivo farmacológico. "La malaria resistente a los medicamentos es un problema enorme, por lo que hay un impulso real para desarrollar nuevos fármacos que funcionan de una manera diferente --dice Mike--. Ninguno de los antipalúdicos actuales actúa evitando que los parásitos escapen de los glóbulos rojos, por lo que pensamos que las proteínas y las enzimas que ayudan a los parásitos a liberarse podrían ser nuevos objetivos valiosos para los que podemos diseñar medicamentos".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter