Nuevas evidencias asocian la obesidad a algunos tipos de cáncer

Gordo, gorda, gordos, gordas, obeso, obesos, obesas, obesidad, gordura
EUROPA PRESS
Actualizado 01/03/2017 9:00:47 CET

   MADRID, 1 Mar. (EUROPA RPESS) -

   Fuerte evidencia apoya la asociación entre la obesidad y algunos tipos importantes de cáncer, principalmente los relacionados con los órganos digestivos y la malignidad asociada con hormonas, según las conclusiones de una gran revisión publicada por 'The BMJ'.

   Podría haber vínculos entre la obesidad y otros tipos de cáncer, pero sigue habiendo una gran incertidumbre porque la calidad de la evidencia no es fuerte, según el equipo internacional de investigadores, liderado por Maria Kyrgiou y Kostas Tsilidis, del Imperial College de Londres, en Reino Unido.

   Estos expertos piden más investigación porque "la evidencia de la fuerte asociación entre la obesidad y el cáncer puede permitir una identificación más precisa de personas en alto riesgo, que podrían ser seleccionados para estrategias personalizadas de prevención primaria y secundaria".

   El cáncer es una de las principales causas de muerte en todo el mundo y la prevalencia de la obesidad se ha más que duplicado en los últimos 40 años. La evidencia publicada anteriormente apoya la relación entre la obesidad y algunos cánceres, pero algunos estudios pueden ser defectuosos o estar sesgados por su diseño y gestión débiles.

   Por lo tanto, en un intento por determinar la calidad de la evidencia y la fuerza de estas asociaciones, los investigadores realizaron una revisión exhaustiva de los estudios sobre la obesidad y el riesgo de desarrollar cáncer. Después de una búsqueda bibliográfica, identificaron 204 estudios de 49 publicaciones que analizaron mediciones de la obesidad, como el índice de masa corporal (IMC), el aumento de peso y el perímetro de la cintura, y 36 tipos de cáncer y sus subtipos.

   De los 95 estudios que incluyeron mediciones continuas de la obesidad, sólo el 13 por ciento de las asociaciones fueron apoyadas por evidencia fuerte, lo que significa que los análisis tuvieron resultados estadísticamente significativos y ninguna sugerencia de sesgo. Se encontraron vínculos fuertes en trabajos que examinaron el IMC con riesgo de cáncer de esófago, médula ósea y colon (en hombres), rectal (en hombres), sistema de vías biliares, pancreático, endometrial (en mujeres premenopáusicas) y de riñón.

UN 50 POR CIENTO MÁS DE RIESGO DE CÁNCER BILIAR EN HOMBRES POR CADA 5 KILOS DE AUMENTO DE PESO

   El riesgo de desarrollar cáncer para cada 5 kilogramos de aumento en el IMC varió desde el 9 por ciento para el cáncer colorrectal entre los hombres al 56 por ciento para el cáncer del sistema de vías biliares. El riesgo de cáncer de mama posmenopáusico entre las mujeres que nunca usaron terapia de reemplazo hormonal aumentó era de un 11 por ciento por cada 5 kilogramos de aumento de peso y el riesgo de cáncer de endometrio aumentó en un 21 por ciento por cada 0,1 aumento en la relación cintura/cadera.

   Otras cinco asociaciones fueron respaldadas por una fuerte evidencia cuando se utilizaron medidas categóricas de la obesidad, como aumento de peso con riesgo de cáncer colorrectal e IMC con riesgo de cáncer de vesícula biliar, cardiogástrico y cánceres ováricos, y mortalidad por mieloma múltiple. Se evaluaron otros estudios con evidencia altamente sugestiva (18 por ciento), sugestiva (25 por ciento) y débil (20 por ciento), y el 25 por ciento no tenía evidencia de asociación.

   Este análisis incluyó una revisión general de los análisis que utilizaron datos observacionales, lo cual es útil para reunir evidencia, pero no se pueden sacar conclusiones firmes sobre la causa y el efecto al analizar los estudios observacionales, tal y como señalan sus autores.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter