Según la OMS

La mortalidad materna se ha reducido un 45% entre 1990 y 2013 en todo el mundo

Actualizado 06/10/2014 21:43:24 CET

El 27% de las muertes se deben a un sangrado grave

MADRID, 7 May. (EUROPA PRESS) -

La mortalidad materna se ha reducido un 45 por ciento desde 1990 hasta 2013 en todo el mundo, pasando de 523.000 fallecimientos al comienzo de la década de los noventa a 289.000 el año pasado. Además, la reducción ha sido más acusada desde el año 2000, cuando el descenso anual se ha situado en un 3,5 por ciento, en comparación con el 1,4 por ciento entre los años 1990 y 2000.

Así lo ha mostrado el estudio 'Tendencias de la mortalidad materna desde 1990 hasta 2013', elaborado por la Organización de Naciones Unidas y recogido por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

En concreto, tal y como ha reflejado el informe, los once países que tenían altos niveles de mortalidad materna en 1990 ya han reducido esta tasa en un 75 por ciento, alcanzando ya el Objetivo de Desarrollo de Milenio previsto para el año 2015. Estos países son: Bhután, Camboya, Cabo Verde, Guinea Ecuatorial, Eritrea, República Democrática Popular de Laos, Maldivas, Nepal, Rumanía, Ruanda y Timor-Leste.

No obstante, la OMS ha alertado de que "muchos" países con ingresos medios y bajos no van a lograr alcanzar este objetivo. Este es el caso de la India donde cada año mueren 50.000 embarazadas; Nigeria donde fallecen 40.000 anualmente; la República Dominicana del Congo que cuenta con 21.000 muertes anuales; Etiopía con 13.000; Indonesia con 8.800; Pakistán con 7.900; la República Unida de Tanzania con 7.900; Kenia con 6.300; China con 5.900; y Uganda con 5.900.

Ahora bien, el riesgo más alto de muerte materna se produce en Somalia y en el Chad, donde una de cada 18 mujeres y una de cada 15 mujeres, respectivamente, fallece durante el embarazo o en el momento del parto.

En este sentido, la OMS ha publicado este miércoles en la revista 'The Lancet Global Health' el estudio 'Causas mundiales de muerte materna: un análisis sistemático de la OMS', que muestra que más de una de cada cuatro muertes maternas se debe a causas médicas preexistentes como la diabetes, el VIH, la malaria o la obesidad.

"Estos dos informes ponen de manifiesto la necesidad de invertir en soluciones que ya han sido probadas como, por ejemplo, la atención de calidad para todas las mujeres durante el embarazo y el parto", ha comentado la directora general del Departamento de la Familia, la Mujer y la Salud de los Niños de la OMS, Flavia Bustreo.

Asimismo, la investigación de este organismo ha desvelado también que el 27 por ciento de las muertes materna se deben a un sangrado grave; el 14 por ciento por la presión arterial alta; el 11 por ciento por infecciones; el 9 por ciento por un parto obstruido u otras causas directas del mismo; el 8 por ciento por abortos; y el 3 por ciento por embolias.

HAY QUE MEJORAR LOS DATOS PARA "SALVAR VIDAS"

Como consecuencia de todo ello, la directora de Salud Reproductiva e Investigación de la OMS, Marteen Temmerman, ha destacado la necesidad de conocer cuáles son los datos reales de mortalidad materna ya que, según ha avisado, aunque el conocimiento sobre el número de estos fallecimientos y las causas que los provocan está "mejorando", aún queda "mucho" por hacer porque hay "muchas que no están registradas o declaradas".

Y es que, en los países de bajos ingresos estas muertes no se contabilizan, especialmente cuando las mujeres fallecen en sus casas, lo que supone una "gran dificultad" para los programas nacionales de salud a la hora de poder asignar recursos para paliar esta situación.

Por ello, la Comisión de las Naciones Unidas sobre Información y Rendición de Cuentas de la Mujer y la Infancia en la Salud ha hecho un llamamiento para que los países recuenten "mejor" el número de muertes maternas y, les ha exigido que para el año 2015 tomen medidas "significativas" para establecer un sistema de registros de nacimientos, muertes y causas de los fallecimientos.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter