Más del 97% de los niños que han sufrido displasia broncopulmonar eran menores de 32 semanas

Bebé recién nacido
THINKSTOCK - Archivo
Publicado 24/04/2018 13:19:58CET

MADRID, 24 Abr. (EUROPA PRESS) -

El 97,4 por ciento de los niños que han desarrollado displasia broncopulmonar, una enfermedad crónica del recién nacido que implica la interrupción del crecimiento pulmonar, eran menores de 32 semanas, tal y como han revelado los datos del Registro Nacional de esta enfermedad correspondientes al año 2017.

Los datos, que se han dado a conocer en el II Curso del Grupo Español de Investigación en displasia broncopulmonar (GEIDIS), también han puesto de manifiesto que la edad gestacional media de los que han desarrollado la afección era de 27 semanas. Además, el 54 por ciento de los que la sufrieron eran varones.

En cuanto a los grados de la enfermedad, el 44 por ciento de los pacientes sufrieron formas leves o grado I, el 25 por ciento nivel moderado o grado II y el 22 por ciento fueron graves o grado III, lo que muestra una relación entre la inmadurez gestacional y la gravedad de la enfermedad.

Estas tasas "son semejantes a las de nuestro entorno" porque la enfermedad se relaciona "con la prematuridad", ha especificado el jefe de Servicio de Neonatología del Hospital Gregorio Marañón, el doctor Manuel Sánchez Luna.

Además, el 66 por ciento de los pacientes nacieron por cesárea y el 44 por ciento precisó ventilación invasiva en los diez primeros minutos de vida, un porcentaje que asciende hasta el 50,5 por ciento en la primera hora.

"Como se ve en estos datos, no siempre encontramos un antecedente traumático en la displasia broncopulmonar, como la ventilación mecánica invasiva", ha explicado el doctor Sánchez Luna.

Por otro lado, en cuanto al tratamiento de las madres, el 66 por ciento de ellas recibió un ciclo completo de corticoesteroides antenatales para la maduración pulmonar del feto, frente al 15% de las gestantes que no recibió ningún tipo de fármaco.

En el Registro que brinda estos datos han participado 72 hospitales, es decir, el 90 por ciento de los centros del Sistema Nacional de Salud que tratan a estos pacientes, y aporta datos de más de 1.000 pacientes. Los datos se recogieron entre enero de 2016 y diciembre de 2017

"Los datos del Registro nos dan a conocer la incidencia y las características de esta enfermedad", ha indicado el doctor Sánchez Luna a este respecto.

"Al ser una consecuencia de la prematuridad, vemos también cómo se relaciona con ella. Además, nos permite homogeneizar criterios de diagnóstico y de seguimiento de estos pacientes, algo fundamental para conocer la historia natural de esta enfermedad sin sesgos diagnósticos", ha continuado explicando.

ESPECIAL ATENCIÓN A LAS INFECCIONES RESPIRATORIAS

En la jornada se ha hecho especial hincapié en las posibles consecuencias de las infecciones respiratorias que afectan a los niños con displasia broncopulmonar.

"Las infecciones respiratorias, muy especialmente las víricas y las que tienen lugar en los primeros meses de edad, pueden modificar el normal desarrollo de la vía áerea", ha apuntado el doctor Sánchez Luna.

Se refiere fundamentalmente al virus respiratorio sincitial que tiene "una especial agresividad en pacientes de alto riesgo como los prematuros, los que tienen displasia broncopulmonar y las cardiopatías congénitas", ha dicho. La insuficiencia respiratoria resultante "puede ser letal o dejar consecuencias a medio y largo plazo".

Por lo tanto, el experto recomienda que estos pacientes estén "protegidos frente a estos virus de la mejor manera posible".

Contador
Boletín de Salud

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.