Más de 14.000 personas son diagnosticadas al año en España de cáncer de cuello y cabeza, según expertos

Actualizado 18/05/2010 16:56:10 CET

Merck ha puesto en marcha la campaña 'Si está en tu consulta, es porque quiere vivir', con la que pretende concienciar a los especialistas de una mayor implicación en su abordaje

MADRID, 18 May. (EUROPA PRESS) -

Entre 14.000 y 15.000 personas son diagnosticadas al año de cáncer de cuello y cabeza, y, actualmente, se estima que 37.000 personas padecen la enfermedad, lo que convierte a España en uno de los países con mayor incidencia, según ha explicado el doctor Juan Jesús Cruz, jefe del Servicio del Hospital Universitario de Salamanca y presidente del Grupo Español de Tratamiento de Tumores de Cabeza y Cuello.

Además de ser tumores frecuentes, "más de lo que se piensa", de cada diez casos nueve cursa en varones "como consecuencia de hábitos y costumbres sociales como el consumo de alcohol y tabaco". No obstante, el doctor ha recordado que son pacientes con una alta curación y prevalencia de supervivencia, en gran medida por los tratamientos que han surgido en los últimos años.

La enfermedad, que afecta a las glándulas salivares, labios, cavidad oral, laringe, hipofaringe, nasofaringe, cavidad nasal y senos paranasales, se manifiesta sobre todo en la cavidad oral (43%), seguido de faringe (33%) y laringe (24%), además, debido a que los síntomas no son específicos la enfermedad, puede cursar sin tratarse durante mucho tiempo, este es uno de los motivos por lo que el 80 por ciento de los pacientes acudan a la consulta con la enfermedad localmente avanzada.

"Son tumores en los que las relaciones sociales se ven muy comprometidas, por eso es clave desarrollar nuevas terapias con las que podamos evitar la cirugía y las altas toxicidades de la radioterapia", añade Cruz al tiempo que asegura que el fin último del especialista debe ser "buscar la mejor calidad de vida del paciente".

Además, se suele tratar de paciente jóvenes, al rededor de los 50 años, que abusa de hábitos tóxicos, "la inmensa mayoría son fumadores y bebedores importantes", explica la doctora Yolanda Escobar, oncóloga del Hospital Gregorio Marañón de Madrid. Por esto, es importante que el paciente cambie sus hábitos de vida para que el tratamiento tenga éxito.

"A diferencia de lo que los pacientes creen uno no está exento de padecer la enfermedad por consumir alcoholes 'light' como podría ser la cerveza o el vino, ya que lo que se tiene en cuenta es la cantidad de etanol que se consume; en cuanto al tabaco despenderá de la cantidad que se haya fumado al día, al año, la intensidad de inhalado, etc".

Por otra parte, recientemente se están relacionando casos con el virus de Epstein Barr que afecta la rinofaringe y, en localizaciones concretas, con infecciones por virus del papiloma humano (VPH), aunque en estos casos no suponen más del 3 por ciento de los casos. "En España los cánceres de cuello y cabeza asociados al VPH es bajo pero suponemos que habrá un incremento en el tiempo", aunque su pronóstico es mejor ya que "reaccionan positivamente al tratamiento".

Dificultades o molestias al tragar, ronquera prolongada, dolor de cara, de garganta y obstrucción nasal persistente, afonía o úlceras en la boca son algunos de los primeros síntomas que presentan estos pacientes, que suelen ser personas de nivel socioeconómico bajo, con gran capacidad para encajar el diagnóstico y los tratamientos; poco demandantes de información, y que no reclaman alternativas terapéuticas.

A su juicio, es importante el abordaje multidisciplinar de la enfermedad, en el que habitualmente intervienen el otorrino, el cirujano, el oncólogo radioterapeuta y el oncólogo médico, que es quien debe liderar el seguimiento de estos pacientes. Este tumor exige además un abordaje complejo, ya que las comorbilidades son muy frecuentes y pueden impedir el uso de terapias agresivas, sobre todo cardiovascular, respiratorio y hepático.

"Es imprescindible equipos preparados, liderados por oncólogos que sean capaces de tomar decisiones conjuntas para ofrecer a loa pacientes el mejor tratamiento antitumoral, como funcional y estético; además es necesaria la especialización en la patología por todos los implicados que sería el camino al mayor éxito", señala Escobar.

INFORMAR Y FORMAR CONTRA EL CÁNCER

Ofrecer a estos pacientes todo el abanico de opciones terapéuticas y un abordaje multidisciplinar es el objetivo de la campaña 'Si está en tu consulta, es porque quiere vivir', desarrollada por la división biotecnológica de la compañía químico farmacéutica alemana Merck, en colaboración con el Grupo Español de Tratamientos de Tumores de Cabeza y Cuello.

La campaña, según ha explicado el director de la unidad de oncología de Merck, Álvaro Rogado, pretende primero informar a los médicos de Atención Primaria, especialistas y pacientes, para en una segunda fase formar a todos los médicos que colaboran en la atención de estos pacientes. Así, se llevará la campaña directamente a los médicos implicado, aunque estará apoyada por los medios de comunicación en una primera fase, de modo que la población pueda conocer mejora la enfermedad. Más adelante, la compañía farmacéutica realizará encuentros formativos con los especialistas interesados.

"A pesar de ser el quinto tumor con mayor incidencia en el mundo y el tercero en prevalencia --sólo superado por el cáncer de mama y el cáncer colorrectal-- el cáncer de cabeza y cuello sigue siendo el gran desconocido en muchos ambientes socio-sanitarios, tanto el relación a la prevención como a las posibilidades terapéuticas y, en ocasiones, los profesionales sanitarios tampoco nos implicamos de la misma manera en su abordaje", afirma Cruz. "No se está tratando mal a los pacientes pero podríamos hacerlo mejor", añadió.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter