Gripe

Los enfermeros amenazan con "paralizar" la vacunación si no se legaliza su actividad en prescripción de fármacos

Actualizado 12/11/2009 20:10:20 CET

Acusan al PP de "obstaculizar de forma irresponsable" este proceso

MADRID, 12 Nov. (EUROPA PRESS) -

La campaña de vacunación contra la gripe A, cuyo comienzo está previsto para este lunes, 16 de noviembre, podría verse "paralizada" por la negativa de los enfermeros a seguir participando en procesos que impliquen la prescripción de medicamentos, una práctica cuya legalización está siendo "obstaculizada" por el PP en el Senado, según denunció hoy la Organización Colegial del Enfermería de España.

"La Asamblea General de Presidentes de la Organización Colegial de Enfermería de España ha quedado constituida con carácter permanente para tener la capacidad de adoptar, de forma inmediata, las medidas necesarias, incluyendo, si fuera necesario, la posibilidad de dar orden a las enfermeras de España del cese de inmediato de cualquier asistencia clínica que conlleve una prescripción", advirtieron.

La medida implicaría que unas 170.000 enfermeras de las 205.000 que trabajan en España --ya que las 35.000 que trabajan en Andalucía cuentan con una legislación propia para la denominada prescripción enfermera-- dejarían de realizar actividades como el 'triage' de la gripe y la vacunación contra la gripe A y la estacional, entre otras.

"Asimismo, se denunciará ante los tribunales a todos los gestores sanitarios que traten de obligar a las enfermeras a prescribir, ya que la prescripción, a día de hoy, es ilegal y puede ser calificada como un delito de intrusismo profesional", apuntaron.

Los enfermeros acusan al Partido Popular de "obstaculizar de forma irresponsable" el proceso de legalización de la prescripción enfermera en el Senado, a pesar de que la modificación de la Ley del Medicamento aprobada por el Congreso de los Diputados el pasado 28 de octubre fue pactada con el Ministerio de Sanidad y Política Social, con los partidos políticos y con los agentes sanitarios.

"En el último momento, el PP, que en las reuniones anteriores había aceptado y firmado el proyecto, ha decidido abandonar el consenso y tratar de dinamitar el proceso en la próxima votación que tendrá lugar en el Senado. Una decisión que, teniendo en cuenta que afectaría a la vacunación de la gripe A, podría justificarse en su intento de desestabilizar la magnífica política llevada a cabo por la ministra de Sanidad y los consejeros de sanidad", concluyeron.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter