Cómo deben actuar padres, profesores y menores

Frenar el 'bulling': una tarea de todos

Actualizado 24/02/2015 17:23:48 CET
Bullying o acoso escolar
Foto: FLICKR/TWENTYFOUR STUDENTS

MADRID, 7 Abr. (Infosalus/EP) -

   El término anglosajón 'bulling' se refiere a una conducta de acoso agresiva que es intencional e implica un desequilibrio de poder o fuerza. Es una conducta de repetición y puede ser física, verbal o relacional. Mientras que los chicos pueden acosar a los demás utilizando medios más físicos, las chicas a menudo acosan a otros mediante la exclusión social.

   Según explican en el sitio web de la Asociación Americana de Psicología (www.apa.org) el acoso ha formado parte de la escuela e incluso los lugares de trabajo durante años y los dispositivos móviles y ordenadores han ampliado su radio de acción. El ciber-acoso se produce online y a través de móviles. Sitios web como Facebook, MySpace o Tumblr permiten poner en práctica el acoso durante las 24 horas del día.

   "Evitar y detener el acoso supone un compromiso para crear un ambiente seguro en el que los menores puedan crecer, social y académicamente, sin sentir miedo", señalan los especialistas de la APA. Desde su sitio en Internet recomiendan a profesores, padres y estudiantes seguir las siguientes actuaciones para hacer frente a estas situaciones.

INDICACIONES PARA PROFESORES Y GESTORES ESCOLARES

* Estar informado y atento

   Los profesores y gestores académicos necesitan ser conscientes de que aunque el acoso generalmente sucede en áreas como los servicios, el patio, los pasillos y los autobuses escolares, también se realiza a través de móviles y ordenadores. Hay que poner el énfasis en que informarles de la situación no supone 'chivarse'. Si un profesor observa el acoso en clase, necesita intervenir de forma inmediata para detenerlo, registrar el incidente e informar a los gestores escolares correspondientes para que el incidente sea investigado.

* Implicar a estudiantes y padres

   Los estudiantes pueden informar a los adultos sobre qué está pasando y enseñarles cómo las tecnologías que están utilizando se utilizan para acosar. Los padres, profesores y gestores escolares pueden ayudar a los estudiantes a implicarse en una conducta positiva y enseñarles habilidades para que sepan cómo intervenir cuando se produce el acoso. Los estudiantes de mayor edad pueden servir como mentores e informar a los más jóvenes sobre prácticas seguras en Internet.

* Fijar expectativas positivas sobre la conducta de estudiantes y adultos

   Los profesores y tutores necesitan explícitamente recordar a los estudiantes que el acoso no se acepta en la escuela y que tales conductas tendrán consecuencias. Se puede crear un documento antiacoso y hacer que tanto estudiantes como padres y tutores firmen y el documento vuelva a las oficinas escolares con lo que se enseña a los estudiantes a entender la gravedad del acoso. Otra medida es evitar la exclusión social del acosado haciéndole participar en tareas comunitarias que le unan a su grupo.

PADRES

Padres de menores que son acosados

* Observe al menor en busca de signos de que podría estar siendo acosado

   Los menores podrían no siempre expresar verbalmente que están siendo acosados. Los signos incluyen: ropa rasgada, dudas de ir al colegio, disminución del apetito, pesadillas, llantos o depresión y ansiedad general. Si descubre que su hijo está siendo acosado, no le diga que 'lo deje pasar' o que 'se aguante'. Lo más importante es hacer saber al niño que le ayudará y que debe intentar no pelear con los acosadores.

* Enseñe a su hijo cómo manejar el acoso

   Hasta que se pueda tomar alguna medida en el ámbito administrativo hay practicar posibles escenarios en casa donde el niño aprenda cómo ignorar un acoso y/o desarrollar estrategias asertivas para enfrentar el acoso. Ayude al niño a identificar a los profesores y amigos que pueden ayudarle si está preocupado por ser acosado.

* Establezca límites a la tecnología

   Eduque a su hijo y a usted mismo sobre el ciber-acoso y enséñele a los menores a no responder o reenviar correos electrónicos amenazantes. Consiga que su hijo le permita entrar en su red social, avísele de que revisará sus mensajes de móvil y convierta el ordenador familiar en el único de la casa. Restrinja el uso de los móviles en casa y déjelos fuera de su alcance desde determinadas horas de la tarde. Es necesario informar por escrito al colegio y si no recibe respuesta derivar la información a autoridades externas además se informará a la policía de cualquier tipo de mensaje de texto, correo electrónico o entradas en sitios web amenazantes.

Padres de menores implicados en el acoso

* Detenga el acoso antes de que empiece

   Eduque a su hijo sobre el acoso. Es posible que su hijo tenga problemas en captar signos sociales y no sepa que está haciendo algo dañino. Recuerde a su hijo que el acoso a otros tiene consecuencias legales.

* Convierta su casa en un lugar 'libre de acoso'

   Los niños aprenden a comportarse a través de sus padres. Estar expuestos a una conducta agresiva o a un ambiente muy estricto en casa convierte a los niños en propensos a acosar en la escuela. Los padres y cuidadores deben ser modelos de ejemplos positivos para los menores en sus relaciones con otras personas y con ellos.

* Examine aspectos de la autoestima

   Los niños con baja autoestima a menudo acosan para sentirse mejor en relación a sí mismos. Incluso los chicos que parecen populares y gustan a todo el mundo pueden tener tendencias crueles. La conducta cruel debe ser afrontada por los padres y disciplinada.

ESTUDIANTES

* Informa del acoso y del ciber-acoso

   Es importante para los estudiantes informar de cualquier acoso a un padre o a un adulto en el que confíen. A menudo los menores no informan del ciber-acoso porque temen que sus padres les quiten el móvil como consecuencia. Es importante para los menores recordar que el acoso está mal y debe ser gestionado por un adulto.

* No acosar como respuesta

   Aunque es difícil no reaccionar ante el acoso, hay que intentar no mostrar ira o lágrimas. En vez de ello hay que decir al acosador que deje de acosar o simplemente marcharse caminando y dejarlo atrás.

* Evita estar solo

   Siempre que sea posible, hay que evitar situaciones en las que no haya otros estudiantes o profesores. Hay que intentar ir al servicio con otro amigo o tomar la comida en grupo. Cuando se suba al autobús escolar hay que sentarse en los asientos más cercanos a la zona de delante. Si conoces a algún estudiante al que le guste acosar en el área de paso por el que vas a comer o pasear o a clase, intenta utilizar rutas alternativas.

   Recuerda, informa del acoso que sufres o sufren otros estudiantes a tu profesor, tutor, director o padre.

   Los especialistas de la AAP concluyen que los estudiantes que sufren de acoso podrían sentirse agobiados, deprimidos o ansiosos por lo que recomiendan buscar asesoramiento de un profesional de la salud como un psicólogo para ayudarles a desarrollar resiliencia y confianza.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter