La expresión de microARN puede ser un indicador de pérdida de sueño

Insomnio, cama
PIXABAY
Publicado 27/11/2017 7:25:38CET

   MADRID, 27 Nov. (EUROPA PRESS) -

   Aunque los beneficios generales de una buena noche de sueño están bien establecidos, un tercio de los adultos estadounidenses no duerme lo suficiente. Investigaciones recientes arrojan nueva luz sobre los amplios efectos del sueño en el cerebro, así como los daños causados por la pérdida de sueño y sus resultados se presentan en 'Neuroscience 2017', la reunión anual de la Sociedad estadounidense de Neurociencia, que este año se celebra en Washington, Estados Unidos.

   Un sueño reparador adecuado mejora la función cognitiva y la formación de recuerdos, mientras que un sueño insuficiente e inquieto tiene efectos perjudiciales, como deterioro de la memoria y el juicio, y puede elevar el riesgo de afecciones médicas como accidente cerebrovascular, obesidad y enfermedad cardiovascular. La conexión entre el sueño y la función cerebral ha sido durante mucho tiempo un área de exploración para los neurocientíficos.

   Los nuevos hallazgos de ahora muestran que la expresión de microARN puede servir como un indicador de pérdida de sueño en ratas y humanos, lo que sugiere un posible método para predecir aquellos en riesgo de enfermedades y déficits cognitivos típicamente asociados con la falta de sueño, según el trabajo presentado por Seema Bhatnaghar, profesora asociada de Anestesiología y Cuidados Críticos en la Escuela de Medicina de la Universidad de Pensilvania, Estados Unidos.

   Otra investigación revela que tres especies de arañas tienen relojes circadianos increíblemente rápidos, planteando preguntas sobre cómo evitan los efectos negativos típicamente vinculados con la desviación del marco biológico normal. Asimismo, investigadores han descubierto que el cerebro reactiva preferentemente los recuerdos negativos durante el sueño, priorizando la retención de esos recuerdos emocionales.

   "El sueño es más multifacético y fascinante de lo que pensamos", afirma la moderadora de la conferencia de prensa sobre estas investigaciones Sigrid Veasey, profesora del Centro de Neurobiología del Sueño y Circadiano de la Facultad de Medicina Perelman de la Universidad de Pensilvania, en Estados Unidos. "Los hallazgos de hoy revelan interesantes aspectos nuevos de la compleja relación entre el sueño y el cerebro, y el papel vital que desempeña el sueño en el funcionamiento humano cotidiano", concluye.