Descubren que dar más espacio entre las letras ayuda a una lectura más rápida en niños

Leer, lectura, niño
PIXABAY
Publicado 02/04/2018 17:43:57CET

MADRID, 2 Abr. (EUROPA PRESS) -

Aumentar el espacio entre las letras en las palabras podría ayudar a que los niños leyesen de una forma "más rápida y con mayor fluidez", según la científica Elizabeth Sacchi, candidata a doctorado en la Universidad de Binghamton, Universidad Estatal de Nueva York, y autora principal del estudio.

"A través de algunos de mis estudios, encontré este efecto llamado efecto espaciado de letras, que es el hallazgo de que tanto niños como adultos con o sin deterioro específico de la lectura leen más rápido y con mayor fluidez cuando aumentan los espacios entre las letras en palabras", ha declarado la científica.

La investigación de Sacchi forma parte del 'Proyecto Cerebro' de lectura financiado por la Fundación Nacional de Ciencias y dirigido por Sarah Laszlo, profesora adjunta de psicología, que estudia cómo los niños leen, midiendo su actividad cerebral mientras juegan un juego de lectura en el ordenador.

En concreto, la experta midió la actividad eléctrica en los cerebros de los sujetos cuando se les mostró imágenes de palabras, letras que deletrean pseudopalabras pronunciables, cadenas de consonantes y una fuente que es visualmente similar a las palabras reales pero que no tiene significado. Así, se demostró que si el efecto de espaciado de letras se debía al procesamiento visual, "sería más fácil responder a todos estos caracteres".

"Vimos efectos muy tardíos del espaciado, y lo vimos más con palabras reales, y el aumento del espaciado fue muy útil para las palabras y menos útil para las pseudopalabras y las cuerdas de consonantes", ha explicado Sacchi.

El hecho de que a más estímulos hay palabras similares se beneficiaran más que a menos estímulos encuentra palabras similares sugiere que el beneficio está ocurriendo durante un proceso de lectura específico, más que durante una etapa puramente visual, ha resaltado.

"Todavía no sabemos exactamente dónde está entrando en juego, pero si podemos identificar exactamente dónde está ayudando a las personas durante la lectura, entonces la idea es que podemos emplearlo más eficaz", ha continuado.

Así, Sacchi ha recalcado que "todo el mundo parecía bastante seguro hasta este punto que se trataba de ordenar su escena visual, lo que puede facilitar la identificación de las letras"; esto demuestra que "no parece que el efecto ocurra lo suficientemente temprano como para estar relacionado con el procesamiento visual".

Por último, la investigadora ha concluido que la implicación general de su trabajo es que "el efecto de espaciado entre letras puede no ser igual de útil para todos. Dado que separar las letras no ayuda con las primeras etapas visuales de la lectura, se esperaría a que sea una mejor ayuda para alguien tener problemas con otros aspectos de la lectura", por lo que este hallazgo "puede facilitar el desarrollo eventual de intervenciones más específicas para los lectores con dificultades".

Contador
Boletín de Salud

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.