Estudio publicado en 'PLOS One'

El déficit de vitamina D puede aumentar el riesgo de desarrollar diabetes

Diabetes
FLICKR - Archivo
Publicado 23/04/2018 17:47:51CET

   MADRID, 23 Abr. (EUROPA PRESS) -

   El déficit de vitamina D puede aumentar el riesgo de desarrollar diabetes, según ha puesto de manifiesto un trabajo realizado por investigadores de la Facultad de Medicina de la Universidad de California en San Diego (Estados Unidos) y la Universidad Nacional de Seúl (Corea del Sur) y que ha sido publicado en la revista 'PLOS One'.

   Para alcanzar esta conclusión, los científicos analizaron a 903 adultos sanitarios entre los años 1997 hasta el 2009, a quienes se les midieron los niveles de vitamina D en sangre, junto a la glucosa plasmática y la tolerancia oral de glucosa.

   En el periodo de estudio se detecaron 47 nuevos casos de diabetes y 337 nuevos casos de pre-diabetes, en los que los niveles de azúcar en la sangre son más altos de lo normal pero aún no lo suficientemente altos como para clasificarse como diabetes tipo 2.

   Para el estudio, los investigadores identificaron que el nivel mínimo de 25-hidroxivitamina D en el plasma sanguíneo es de 30 nanogramos por mililitro, 10 ng/ml por encima del nivel recomendado en 2010 por organismos oficiales.

   De esta forma, observaron que los participantes con niveles sanguíneos de 25-hidroxivitamina D superiores a 30 ng/ml tenían un tercio más de riesgo de diabetes y aquellos con niveles superiores a 50 ng/ml tenían una quinta parte del riesgo de desarrollar diabetes, si bien los que se encontraban por debajo de dichos parámetos, el riesgo era hasta cincoo veces mayor.

   "Se necesita más investigación sobre si los niveles altos de 25-hidroxivitamina D podrían prevenir la diabetes tipo 2 o la transición de la pre-diabetes a la diabetes, pero este documento y las investigaciones anteriores indican que existe una fuerte asociación", han dicho los investigadores.

   La cantidad promedio diaria recomendada actual de vitamina D es de 400 UI para niños de hasta 1 año, 600 UI para edades de 1 a 70 años (menos para mujeres embarazadas o lactantes) y 800 UI para personas mayores de 70 años,. Las cantidades diarias más altas de vitamina D generalmente se consideran seguras, pero los niveles séricos en sangre superiores a 125 ng/ml se han relacionado con efectos secundarios adversos, como náuseas, estreñimiento, pérdida de peso, problemas del ritmo cardiaco y daño renal.

Boletín de Salud

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.