RECOMENDACIONES DE LA SEH-LELHA 'CLUB DEL HIPERTENSO'

Cantar y bailar después de las cenas navideñas ayuda a hacer la digestión y sentirse "más ligero"

Gente bailando
STEWART/FLICKR
Actualizado 20/12/2010 12:52:30 CET

También se aconseja comer despacio, utilizar "platos pequeños" y dar "largos paseos" a la mañana siguiente

MADRID, 20 Dic. (EUROPA PRESS) -

Animarse a cantar y bailar tras las comidas y cenas navideñas ayuda a hacer la digestión y a sentirse "más ligero", según afirman los especialistas de la Sociedad Española de Hipertensión-Liga Española para la Lucha contra la Hipertensión Arterial (SEH-LELHA) a través de la página web del 'Club del hipertenso' ''www.clubdelhipertenso.org'.

Los 'kilos de más' asociados a las 'comilonas' propias de estas fechas tienen como consecuencia que las cifras de presión arterial y los niveles de colesterol y triglicéridos se disparen y, con ello, el riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares.

Así, los especialistas aconsejan comer despacio y charlar con la familia durante la comida o la cena esperando un minuto entre bocado y bocado, dejando descansar los cubiertos en el plato. También es recomendable utilizar "platos pequeños" para reducir la cantidad de alimentos y dar "largos paseos" la mañana siguiente de las cenas en fechas señaladas.

Del mismo modo, desde la SEH-LELHA recuerdan la importancia de evitar el alcohol, que contiene muchas calorías "vacías" y, en la medida de lo posible, no comer de un plato común, para poder controlar mejor las porciones ingeridas.

Y es que, según recuerdan desde la SEH-LELHA, en las personas obesas o con sobrepeso, la hipertensión arterial es entre dos y tres veces más frecuente que en los individuos con un peso normal. Por este motivo, los expertos recomiendan en estas fechas moderar la ingesta de comidas copiosas y ricas en sal y grasas para mantener unos niveles adecuados de salud.

Además, "los pacientes hipertensos deben cuidar especialmente su dieta durante estos días, dado que son más propensos a tener exceso de peso", señala el doctor José Luis Rodicio, presidente en funciones de la SEH-LELHA.

Diversos estudios demuestran que un aumento en el peso corporal de diez kilos supone una diferencia de veinte milímetros de mercurio (mmHG) en la presión arterial sistólica (máxima) y de diez mmHG en la tensión arterial diástolica (mínima). Esta relación es mucho más evidente en los menores de cuarenta años y en las mujeres, aseguran los expertos.

REDUCIR EL PESO PARA MEJORAR LA HIPERTENSIÓN

En cualquier caso, "la reducción de peso es uno de los factores más importantes del tratamiento de la hipertensión arterial hasta el punto de que, en algunos casos, basta con introducir pequeños cambios en el estilo de vida para mantener los objetivos de salud, sin necesidad de añadir medicación", indica el doctor Rodicio.

En este sentido, la SEH-LELHA y el 'Club del Hipertenso', en colaboración con AstraZéneca, han editado el libro '32 Recetas con un Plus', que se puede solicitar a través de la web 'www.clubdelhipertenso.org' o en el número de teléfono 917870300.

"Se trata de treinta y dos deliciosas y originales recetas, entre primeros y segundos platos, elaboradas a base de alimentos tradicionales que destierran el mito de que una dieta sana tiene que ser necesariamente aburrida", explica la coordinadora del 'Club del Hipertenso', la doctora Nieves Martell.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter