Asocian mayor riesgo de deficiencia de vitamina D en personas con sobrepeso

Gordo, gorda, gordos, gordas, obeso, obesos, obesas, obesidad, gordura
EUROPA PRESS - Archivo
Publicado 24/05/2018 8:07:35CET

   MADRID, 24 May. (EUROPA PRESS) -

   Los niveles más altos de grasa abdominal están asociados con niveles más bajos de vitamina D en individuos obesos, según datos presentados en Barcelona en la reunión anual de la Sociedad Europea de Endocrinología (ECE) de 2018. El estudio informa que los niveles de vitamina D son más bajos en individuos con niveles más altos de grasa en la tripa y sugiere que los individuos, particularmente los que tienen sobrepeso con cinturas más grandes, deberían mantener bajo control sus niveles de vitamina D, para evitar cualquier efecto potencialmente dañino para la salud.

   La obesidad es una epidemia mundial y contribuye a un estimado de 2,8 millones de muertes por año en todo el mundo. La deficiencia de vitamina D se asocia típicamente con una alteración de la salud ósea, pero en los últimos años también se ha relacionado con un mayor riesgo de infecciones agudas de las vías respiratorias, patologías autoinmunes y trastornos cardiovasculares.

   Los bajos niveles de vitamina D podrían, por lo tanto, tener efectos adversos amplios y no detectados, aunque se requieren más investigaciones para confirmar el papel de la vitamina D en estas afecciones. Recientemente, se ha informado de un vínculo entre los niveles bajos de vitamina D y la obesidad, pero no se ha determinado si este efecto está más relacionado con el tipo y la ubicación de la grasa.

   En este estudio, Rachida Rafiq y colegas del 'VU University Medical Center' y la 'Leiden University Medical Center', en Países Bajos, examinaron cómo la cantidad de grasa corporal total y la grasa abdominal medida en participantes del estudio de epidemiología de la obesidad de Países Bajos se relacionaba con sus niveles de vitamina D.

A MAYOR GRASA ABDOMINAL, MENORES NIVELES DE VITAMINA D

   Tras ajustar por una serie de posibles factores de influencia, incluyendo enfermedades crónicas, ingesta de alcohol y niveles de actividad física, encontraron que las cantidades de grasa total y abdominal se relacionaron con niveles más bajos de vitamina D en las mujeres, aunque la grasa abdominal tuvo un impacto mayor. Sin embargo, en los hombres, la grasa abdominal y la grasa hepática se ligaron con niveles más bajos de vitamina D. En todos los casos, cuanto mayor sea la cantidad de grasa abdominal, menores serán los niveles de vitamina D detectada.

   "Aunque no hemos medido la deficiencia de vitamina D en nuestro estudio, la fuerte relación entre cantidades crecientes de grasa abdominal y niveles más bajos de vitamina D sugiere que las personas con cinturas más grandes presentan un mayor riesgo de desarrollar deficiencia, y deben considerar tener sus niveles de vitamina D bajo control", comenta Rachida Rafiq.

   Los investigadores ahora planean investigar qué puede ser la base de esta fuerte asociación entre los niveles de vitamina D y la obesidad: aún no está claro si la falta de vitamina D predispone a las personas a almacenar grasa o si los niveles de grasa altos disminuyen los niveles de vitamina D. Sin embargo, esta investigación apunta a un papel más importante para la grasa abdominal en la relación, y un punto en el que centrarse en los estudios futuros.

   Según Rachida Rafiq, "debido a la naturaleza observacional de este estudio, no podemos llegar a una conclusión sobre la dirección o la causa de la asociación entre la obesidad y los niveles de vitamina D. Sin embargo, esta fuerte asociación puede indicar un posible papel de la vitamina D en el almacenamiento de grasa abdominal y la función".