Alertan sobre el auge del consumo de la metoxetamina porque "tiene un índice de mortalidad muy alto"

Actualizado 09/05/2012 19:50:32 CET

MADRID, 9 May. (EUROPA PRESS) -

Un estudio internacional ha alertado del aumento del consumo de una nueva droga de abuso, la metoxetamina (MXE), un derivado anfetamínico que, para el neurólogo del Hospital USP San Camilo de Madrid Antonio Yusta Izquierdo, es "un atentado contra la salud pública" dada la elevada mortalidad que causa su consumo.

"Tiene un indice de mortalidad muy alto", ha asegurado este experto en declaraciones a Europa Press, ya que el problema no está en la sustancia en sí misma sino en el resto de componentes que incluye, que suelen ser bastante tóxicos.

Entre los efectos, se sabe que esta droga puede producir insomnio, sensación transitoria de euforia o cansancio, aunque el problema es que "en todos los casos pasan muy rápido", lo que favorece su consumo continuado y la adicción.

Esto hace que genere numerosos efectos secundarios como hipertensión arterial, lo que puede acabar provocando hemorragias cerebrales, ha explicado Yusta.

Asimismo, también puede alterar el proceso del pensamiento, causando ideas delirantes o alucinaciones, al tiempo que provoca lesiones en el corazón o a nivel cerebral, así como cuadros psicóticos similares a los que causa la esquizofrenia.

"Y estos efectos son irreversibles", ha asegurado este experto, incluso "aunque se deje de consumir", de ahí que haya alertado de su consumo "sobre todo si se mezcla con alcohol", lo que agrava la aparición de dichos síntomas.

El problema de estas drogas, ha explicado, es que suelen ser de consumo de fin de semana, en ocasiones utilizadas para que no aparezca cansancio, ya que "es más barata que la cocaína e incluso más que el éxtasis".