Sí varía el tipo de tóxico

La acumulación de sustancias nocivas en el cuerpo afecta por igual a personas de diferentes estratos económicos

Marisco
EUROPA PRESS
Actualizado 02/08/2013 19:10:43 CET

MADRID, 2 Ago. (EUROPA PRESS) -

La acumulación de sustancias químicas nocivas en el cuerpo afecta por igual a personas de diferentes estratos económicos, tal y como ha evidenciado una investigación realizada por la Facultad de Medicina de la Universidad de Exeter (Reino Unido).

Este trabajo expone, por tanto, que estos compuestos no sólo perjudican a las personas que pertenecen a ambientes económicamente desfavorecidos, como se ha afirmado tradicionalmente. "Afecta a personas de todas las posiciones sociales", indican los expertos.

Así lo han concluido los investigadores dirigidos por la autora principal del estudio y miembro de este centro universitario británico, la doctora Jessica Tyrrell, que se ha valido de datos de la Encuesta Nacional de Nutrición y Salud de los Estados Unidos.

De esta forma, han descubierto que las sustancias químicas se acumulan de igual forman en las personas, aunque sí reconocen que el tipo de tóxico varía según la situación económica. La explicación a ello la encuentra la experta en que, a medida que las personas mejoran su economía, "cambian su estilo de vida y modifican el tipo de productos químicos a los que están expuestos".

Para llegar a esta conclusión, los especialistas han comparado los resultados de seis poblaciones diferentes en las que han encontrado 18 productos químicos diferentes. Por ello, señalan al estilo de vida y no a la riqueza como factor diferencial.

Así, las personas con más ganancias han presentado en la orina mayores cantidades de sustancias como mercurio, arsénico, cesio y talio, por lo que consideran que la dieta "tiende a desempeñar un papel clave en su acumulación". De hecho, confirman que es "muy probable" que el consumo de pescado y mariscos sea parcialmente responsable de esta situación.

Por su parte, las personas de núcleos económicos más pobres son más propensos a tener acumulaciones de "plomo, cadmio, antimonio y bisfenol A", sostienen. "El tabaquismo y la mala alimentación son algunos de los factores que lo explican", concluyen.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter