En mujeres con alto riesgo de padecerlo

En 10 años se podría detectar el cáncer de mama con una muestra de sangre

Presentación Fundación QUAES
AGUSTIN IGLESIAS
Actualizado 10/02/2016 14:14:37 CET

   MADRID, 10 Feb. (EUROPA PRESS) -

   Investigadores dirigidos por el director del Programa de Genética del Cáncer Centro Nacional de Investigaciones Oncológicas (CNIO), Javier Benítez, están desarrollando un test para detectar la presencia de cáncer de mama a través de una muestra de sangre y que, posiblemente, podría estar disponible en la práctica, como prueba complementaria a las mamografías, en unos cinco o diez años.

   Así lo ha asegurado Benítez durante la presentación de la Fundación QUAES que, precisamente, está impulsando el desarrollo de esta prueba en mujeres con alto riesgo de padecerlo como, por ejemplo, aquellas con antecedentes familiares de cáncer de mama, con una gran densidad mamográfica o por ser portadoras de marcadores genéticos de susceptibilidad.

   Este trabajo viene precedido de otro en el que, a través de la financiación del Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial (CDTI), dependiente del Ministerio de Economía y Competitividad, se estudió la expresión de 2.000 microRNAs (mirs), los cuales se encuentran el plasma sanguíneo y están asociados a un mejor diagnóstico y pronóstico en diferentes enfermedades como el cáncer, en un grupo de 122 mujeres con cáncer de mama y 11 pacientes que habían sido sometidas a cirugía estética o reducción mamaria.

   Tras seleccionar 25 microRNAs, a través de un algoritmo matemático, los científicos fueron refinando la búsqueda, tanto en los tumores de un segundo grupo de pacientes con cáncer de mama como posteriormente en muestras de plasma de cerca de 200 pacientes con cáncer, obteniendo finalmente 5 microRNAs que cumplen la función de diferenciar entre el tejido tumoral y el tejido sano.

   "Nos centramos en estos microRNAs porque sabemos que las células tumorales los pueden liberar del tumor hacia el exterior y ese exterior aterriza en la sangre periférica. Por tanto, la idea era capturar esos cinco microRNAs en la sangre periférica. Es un método no invasivo que no causa ningún tipo de daño al paciente", ha explicado Benítez.

   Una vez realizado este estudio, que ya está publicado, los investigadores han comenzado a analizar si esos mismos marcadores que permiten detectar el tumor de mama se pueden detectar también en mujeres sin cáncer pero que tienen "alto riesgo" de padecerlo. Además, y una vez finalizada la investigación, que se prevé que sea dentro de unos tres años, el experto ha informado de que estudiarán si esta prueba se puede realizar a toda la población general.

   Además, Benítez ha asegurado que estos marcadores sirven para detectar cualquier tipo de cáncer de mama, independientemente del subtipo molecular, y ha comentado que también servir para diagnosticar otros tumores como, por ejemplo, el de colon o el de tiroides. De hecho, uno de ellos, el mir21p-5 ya había sido asociado al cáncer de esófago, gástrico y colon.

Esta investigación ha sido "muy bien" recibida por los pacientes, según ha asegurado la directora de atención al Paciente y Relaciones Institucionales del Grupo Español de Pacientes con Cáncer (GEPAC), Natacha Bolaños. "Es una maravilla escuchar estos avances en el diagnóstico porque la mejora en el diagnóstico y en el tratamiento significa esperanza para los enfermos", ha señalado.

UNIÓN DE PACIENTES, INVESTIGADORES Y UNIVERSIDADES

   Finalmente, la responsable del área de Formación de la Fundación QUAES, Miriam Pastor, ha comentado que los principales objetivos de la recién creada asociación pasan por fomentar el rigor, humanismo, empatía e "inconformismo" a través de la unión de pacientes, investigadores y universidades.

   "La Fundación QUAES favorece el apoyo, desarrollo, impulso y divulgación de la investigación científica en el ámbito de la salud e impulsa el diagnóstico médico. A través de nuestro nombre, que significa investigar, buscar, preguntar, indagar y querer, tenemos la vocación de investigar para dar repuestas a las preguntas y mejorar la salud de las personas. Es nuestra manera de demostrar amor por la ciencia, por la humanidad y de recordar que las personas somos el epicentro de nuestro esfuerzo en difusión del conocimiento", ha aseverado Pastor.

   De hecho, ya han establecido más de 50 líneas de colaboración con diferentes asociaciones de pacientes como GEPAC y la Federación Española de Enfermedades Raras (FEDER). En este sentido, el presidente de FEDER, Juan Carrión, ha subrayado la importancia que para su organización tiene formar parte de la Fundación QUAES, dado que les permite seguir avanzando en investigación.

   "Estamos aquí dando un paso más a la esperanza porque la fundación tiene como objetivo ayudar a la investigación y a transmitir el conocimiento. Y es que, invertir en investigación es invertir en futuro", ha zanjado Carrión.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter