NUEVO ESTUDIO

Trabajar por la noche no aumenta el riesgo de cáncer de mama

Operadora trabajando de noche.
GETTY//MOODBOARD
Publicado 07/10/2016 13:19:02CET

MADRID, 7 Oct. (EUROPA PRESS) -

Trabajar en el turno de noche, incluyendo el trabajo por turnos a largo plazo, tiene poco o ningún efecto sobre la incidencia de cáncer de mama, según un estudio que viene a desmentir una investigación anterior de la Agencia Internacional para la Investigación sobre el Cáncer (IARC), que asociaba trabajar por la noche con un aumento del riesgo de padecer cáncer.

Esta nueva investigación, publicada en la revista del Instituto Nacional del Cáncer, ha tenido en cuenta los resultados de diez estudios anteriores, donde se ha realizado un seguimiento a 1,4 millones de mujeres; fue financiado por el organismo de Salud y Seguridad, el Centro de Investigación del Cáncer y el Consejo de Investigación Médica del Reino Unido.

En definitiva, el aumento del riesgo de sufrir cáncer en comparación con otras mujeres, teniendo en cuenta los riesgos relativos combinados fueron de 0,99 (Índice de Confianza (CI) del 95% = 0,95 a la 1,03) para cualquier trabajo de turno de la noche; de 1,01 (IC del 95% = 0,93 a 1,10) de 20 o más años de trabajo del turno de noche; y de 1 (IC 95 = 0,87 a 1,14) durante 30 o más años.

El cáncer de mama es el más extendido entre las mujeres de Reino Unido. Anualmente, en el país británico alrededor de 53.300 mujeres son diagnosticadas con cáncer de mama y 11.500 mueren a causa de esta enfermedad. Por ello, "era vital para nosotros financiar el trabajo en esta área para establecer si hay relación a la noche trabajo", ha afirmado el profesor Andrew Curran, principal asesor científico para el Health & Safety Executive (HSE).

Este estudio demuestra que comparando las mujeres que nunca han trabajado en turnos nocturnos y las que sí habían trabajado por la noche, estas últimas no mostraban un mayor riesgo de cáncer de mama.

El autor principal de la investigación,doctor Ruth Travis, ha afirmado que se ha "encontrado que las mujeres que habían trabajado en turnos nocturnos, incluyendo turnos de noche a largo plazo, no tenían más probabilidades de desarrollar cáncer de mama".

"La incidencia de cáncer de mama fue esencialmente la misma en las mujeres que no habían realizado nunca un trabajo por la noche a la de aquellas que llevan trabajando en ese mismo horario décadas", concluye.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter