Contador

TRASTORNO DE PERSONALIDAD

El temor al estigma social de la mujer con patología dual retrasa el abordaje terapéutico y el acceso al sistema

Mujer con miedo, pena, tristeza
PIXABAY
Publicado 04/12/2017 14:03:22CET

Las adicciones más frecuentes en mujeres son el alcohol y los tranquilizantes

MADRID, 4 Dic. (EUROPA PRESS) -

Para las mujeres tener un trastorno de la personalidad y problemas adictivos supone un gran estigma social, "por lo que es más difícil que accedan a los servicios de atención y se sometan a un abordaje terapéutico", según el coordinador de las 'Jornadas Nacionales de Patología Dual y Género', Juan Ramírez.

Además, tienen más complicaciones para incorporarse al mercado laboral y "para conciliar la vida familiar por la falta de comprensión de sus allegados", ha añadido durante la jornada, la cual ha contado con la colaboración del Plan Nacional Sobre Drogas del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad y la Excma. Diputación Provincial de Huelva.

Por ello explica que el principal objetivo es "conseguir sensibilizar, reducir y eliminar las barreras, desventajas y desigualdades que el género establece a la hora de acceder a los programas y servicios asistenciales".

ALCOHOL Y TRANQUILIZANTES, LAS ADICCIONES MÁS FRECUENTES EN MUJERES

Respecto al género, algunos tipos de trastornos tienen más incidencia entre las mujeres, y otros, en los hombres. Entre la población general, la incidencia del trastorno de personalidad podría estar entre el 6 y el 13 por ciento, según las estadísticas.

En la mujer, las adicciones más frecuentes asociadas al trastorno mental son las relacionadas con el consumo de alcohol y tranquilizantes. En el hombre se vincula más con el consumo de cocaína, heroína y cannabis.

En la actualidad se comienza a no hablar tanto de trastornos, sino de dimensiones. Todos tienen rasgos de personalidad que funcionan más o menos bien pero que, si son muy desadaptativos, se podría hablar de un trastorno de personalidad, según la jefa de Servicio del Hospital de Préfargier, CNP-Centre Neuchâtelois de Psychiatrie, Neuchâtel (Suiza), Lola Peris Díaz.

NO HAY MANIFESTACIONES COMÚNES

La experta ha argumentado "que una persona tiene trastorno de personalidad cuando se modifica el funcionamiento de una personalidad normal, es decir, tiene variaciones de los rasgos inflexibles y rígidas, que ocasionan un sufrimiento o malestar muy importante a la propia personas o a los otros.

Sin embargo, no existen unas manifestaciones comunes, sino que cada trastorno de personalidad tiene sus características. Algunos criterios que lo definen son la alteración permanente en la cognición, la afectividad, las actividades interpersonales y/o el control de los impulsos, apunta la experta.

Aunque, los trastornos antisociales son los que más se relacionan con la adicción a sustancias, y, en general, a todo tipo de adicciones. "Todos los trastornos de personalidad se pueden asociar con el consumo o abuso de diferentes sustancias o con adicciones comportamentales", ha añadido.

VARIADO PROGRAMA CIENTÍFICO

El programa científico ha incluido mesas de debates que abordarán los trastornos de personalidad y género en el contexto de la patología dual, el uso de antipsicóticos LAI en trastornos de personalidad y género, trastornos de la conducta alimentaria o los trastornos de la personalidad y el consumo de sustancias en mujeres.

Además, se han analizado los resultados preliminares del estudio 'Relación entre consumo de sustancias y facetas y dominios de personalidad según DSM-5, en la provincia de Huelva. Análisis por género'.

Según el doctor Ramírez, las facetas de personalidad más vinculadas son las que están relacionadas con el deterioro en el funcionamiento interpersonal de las pacientes, fundamentalmente su participación en la sociedad, la comprensión y la comunicación.

Asimismo, se ha debatido sobre los beneficios del mindfulness en mujeres con trastornos de personalidad y consumo de sustancias. También se ha abordado el TDAH como factor de riesgo para el desarrollo de trastornos de la personalidad y trastorno por consumo de sustancias en mujeres.

Además, se ha tratado la psicoterapia interpersonal en mujeres con trastornos de personalidad y consumo de sustancias; el manejo de estas pacientes en la Unidad de Hospitalización de Psiquiatría del Hospital Juan Ramón Jiménez de Huelva, la trimorbilidad: TDAH, TLP y TUS, y la dimensión impulsiva en las mujeres con trastornos de personalidad y consumo de sustancias.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter