Revela una investigación

Mujeres que superan un cáncer de mama pueden sufrir dificultades laborales

Los investigadores del Imibic
EUROPA PRESS/IMIBIC
Publicado 24/05/2017 12:30:47CET

CÓRDOBA, 24 May. (EUROPA PRESS) -

Investigadores de los grupos 'Genética y enfermedades del comportamiento' y 'Psicología Aplicada' del Instituto Maimónides de Investigación Biomédica de Córdoba (Imibic) y la Universidad de Córdoba (UCO) han realizado un estudio en el que han descubierto que las mujeres, tras superar un cáncer de mama, pueden experimentar sentimientos relacionados con una menor necesidad de participar en actividades de tipo social, lo que repercute negativamente en su actividad laboral.

Según ha informado el Imibic, este trabajo, publicado en la revista 'Psycho-Oncology' y realizado por los doctores Francisco García-Torres, Rosario Castillo-Mayén, y Francisco Alós, investigadores de los citados grupos del Imibic y profesores de Psicología de la Facultad de Ciencias de la Educación, se ha realizado tomando como referencia el estudio de un total de 60 mujeres divididas en dos grupos.

El primer grupo constaba de 30 mujeres diagnosticadas de cáncer de mama, que habían finalizado el tratamiento consistente en mastectomía, quimioterapia y radioterapia, en la mayoría de las ocasiones. El otro grupo estaba constituido por otras 30 mujeres, sin historia clínica previa de cáncer.

Los investigadores han observado que, tras padecer un cáncer de mama, las mujeres sufren con frecuencia problemas relacionados con el acceso al mercado laboral y el mantenimiento del puesto de trabajo, lo que se traduce en una elevada tasa de paro, trabajos a tiempo parcial y absentismo. Para explicar estos problemas, se han investigado diferentes variables, entre las que se encuentra la personalidad.

Independientemente de la situación del mercado laboral en España, pues se obtienen resultados similares en otros países, los investigadores han considerado que es posible que en las mujeres que han padecido cáncer aparezcan unos mayores índices de aislamiento social, como consecuencia de la enfermedad y probablemente debidos, por una parte, a sentirse diferentes a los demás, y por otra debido a la respuesta de rechazo que puede producirse en su entorno laboral, lo que puede influir negativamente en la búsqueda y el mantenimiento del empleo.

Los autores del estudio han concluido que sería necesario incluir estrategias de mejora en las habilidades de comunicación en el lugar de trabajo, con el fin de limitar el impacto de este aislamiento social que puede aparecer en las pacientes de cáncer.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter