El abuso de grasas en el embarazo

La dieta de la madre aumenta el riesgo de consumo de alcohol en la adolescencia

Embarazada, embarazo, mujer, bebé, alimentación, supermercado
Foto: GETTY//FUSE
Actualizado 10/07/2015 12:01:30 CET

MADRID, 10 Jul. (EUROPA PRESS) -

   Los estudios clínicos han demostrado que el alcohol y el abuso de nicotina tienden a vincularse, de forma que beber en exceso se asocia con una mayor fumar, por lo que surge la pregunta de qué puede estar contribuyendo a esta combinación de abuso de alcohol y nicotina que se ha hecho más evidente en los últimos años.

   Científicos de la Universidad Rockefeller, en Nueva York, Estados Unidos, han encontrado en un estudio con ratas que el consumo por parte de la madre de una dieta rica en grasas durante el embarazo aumenta el riesgo de su hijo de un abuso de la nicotina y el alcohol durante la adolescencia.

   El estudio, realizado por Olga Karataev en el Laboratorio de Neurobiología de la doctora Sarah Leibowitz en Rockefeller, proporciona información sobre los factores de la vida temprana que contribuyen al abuso de sustancias. Estos resultados se presentan esta semana en la reunión anual de la Sociedad para el Estudio de Comportamiento Alimenticio (SSIB, por sus siglas en inglés.

   Mientras la mayoría de los estudios en animales combinan el consumo oral de alcohol con la administración intravenosa de nicotina, Karataev y Leibowitz desarrollaron un nuevo enfoque que consiste en adiestrar a las ratas para que presionen una palanca para recibir infusiones pequeñas a través de un tubo intravenoso (IV) bien de alcohol o nicotina o de ambos en combinación.

   Los investigadores revelaron que el consumo materno de una dieta alta en grasas hizo que la descendencia considerara la nicotina como más gratificante, especialmente cuando se combina con alcohol, en comparación con los hijos de madres con una dieta baja en grasas. Cuando una prueba requiere que las ratas jóvenes tengan que trabajar más para presionar la palanca, las ratas expuestas a las grasas siguieron actuando para obtener la dosis siguiente después de que las ratas de control se dieron por vencidas.

LA EXPOSICIÓN A UNA DIETA RICA EN GRASA

   El consumo materno de grasa también provocó que las ratas toman cantidades significativamente mayores de la mezcla de alcohol más nicotina que las de la nicotina por sí sola, un efecto no evidente en las crías de madres con una dieta baja en grasa. Esto demuestra por primera vez que la exposición a una dieta rica en grasa en el útero provoca una mayor vulnerabilidad al consumo excesivo combinado de alcohol y nicotina durante la adolescencia de la descendencia.

   Estudios recientes del laboratorio de Rockefeller han llevado a Karataev y Leibowitz proponer cómo los cambios en los sistemas cerebrales específicos durante el desarrollo vinculan el consumo de grasa materna al abuso de alcohol y nicotina en los adolescentes. Una clase de señales químicas llamadas neuropéptidos, que normalmente actúan en la región del hipotálamo del cerebro para promover la ingesta de alimentos, parecen promover así la búsqueda de drogas.

   Estos científicos encontraron que los neuropéptidos que son estimulados por la ingesta de grasa en animales adultos son igualmente sensibles en el embrión. La exposición prenatal a la grasa aumenta el crecimiento de más neuronas en estas áreas específicas del cerebro, dando lugar a un aumento duradero de los niveles y la actividad de los mensajeros químicos durante la adolescencia que es probable que eleven el riesgo de abuso de drogas.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter