Contador

Los mayores de Etiopía, Mozambique, Tanzania y Zimababue, sin asistencia médica de calidad

Elderly people who are the first ones to receive a pension from the state pose f
KATE HOLT
Publicado 06/06/2017 15:33:58CET

    MADRID, 6 Jun. (EUROPA PRESS) -

    Las ONG HelpAge International y Age International denuncian, en un informe realizado por las dos entidades, que la prestación y el acceso a servicios médicos para las personas mayores son "completamente inadecuados" en Etiopía, Mozambique, Tanzania y Zimbabue, debido a la falta de inversión que repercute en una baja calidad de los servicios médicos y unas instalaciones deficitarias.

   El informe 'Cash transfers and older people's access to healthcare', presentado a finales de mayo en la conferencia 'Better health for older people in Africa' que ha tenido lugar en la Dar es-Salam (Tanzania), analiza los obstáculos a los que las personas mayores se enfrentan a la hora de acceder a servicios de salud en los cuatro países africanos, enfocándose en el impacto que las ayudas económicas de dinero en efectivo tienen para superar estas barreras.

   Así, tanto en Etiopía, Mozambique, Tanzania y Zimbabue, los servicios de salud para las personas mayores son deficitarios y cuentan con un número insuficiente de instalaciones, señala el informe. La falta de inversión es una de las razones principales ya que implica un límite de disponibilidad, accesibilidad, asequibilidad e idoneidad del sistema sanitario. Además, de los cuatro países, Zimbabue es el único que dispone de geriatras y solamente Mozambique ofrece formación para geriatras.

   "Muchas personas no conocen las condiciones de salud de las personas mayores. Ellas van al médico y se les dice que 'solamente son viejos'", explica Dr. Catherine, doctora de un centro de salud de Tanzania.

   Por otra parte, el informe señala que "muchas veces", las personas mayores tienen que pagar por los servicios de salud aun cuando existen pólizas para disminuir estos gastos ya que "el cumplimento de las políticas por parte de los proveedores no son congruentes y hay escasez de disponibilidad para los equipamientos y la medicación".

   "Cada vez que voy al médico con un problema, recibo una receta y me dice que necesito comprar medicamentos. Solamente el paracetamol es gratuito, el resto siempre lo tengo que pagar", relata Manhica de Mozambique quien admite que normalmente se suele quedar en casa para no gastar en el transporte hasta la consulta médica. "¿Por qué hacer todo ese camino hasta el doctor para recibir solamente un paracetamol?", se pregunta.

   Así, no sólo la compra de medicamentos supone un gasto importante sino los gastos de transporte para acudir a los centros de salud. Por otra parte, los mayores suelen encontrarse con el dilema de comparar sus necesidades de salud con las necesidades de los otros miembros de la familia, particularmente con las de sus nietos, a la hora de decidir quién tiene más necesidad de ir al médico, según señala el informe.

   Por ello, el acceso a dinero en efectivo es muy importante a la hora de lidiar con estas dificultades, ya que permite acceder a la consulta, a los medicamentos y a los tratamientos por lo que, además de mejorar el bienestar físico, mejora el psicológico ya que aumenta la autoestima y el acceso a alimentos y saneamientos.

EL DINERO EN EFECTIVO NO ES SUFICIENTE

   A pesar de las mejoras analizadas gracias a recibir dinero en efectivo, el informe señala que las personas mayores de Etiopía, Mozambique, Tanzania y Zimbabue perciben que "no es suficiente" para transformar la manera en la cual ellos acceden a los servicios sanitarios o para priorizar su salud encima de otras necesidades urgentes debido a la baja calidad de los servicios sanitarios.

   Así, para el doctor Prafulla Mishra, Director Regional en África de HelpAge International, las pensiones sociales deberían ser habituales, tener una mayor cobertura y un valor más alto para garantizar que las personas mayores puedan superar los obstáculos para acceder a los servicios médicos. "Las necesidades sanitarias de las personas mayores deben ser tomadas en cuenta en los programas y las estrategias del gobierno, asegurando acceso gratuito a asistencia médica", afirma. Para ello, el doctor ve imprescindible la recopilación de datos desagregados por edad para que las autoridades entiendan mejor las necesidades sanitarias de este colectivo.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter