La terapia con antibióticos no funciona en casi uno de cada cuatro adultos con neumonía

Enferma, fiebre, gripe, mayor, neumonía
ATS
Publicado 23/05/2017 7:10:36CET

   MADRID, 23 May. (EUROPA PRESS) -

   Aproximadamente, uno de cada cuatro (22,1%) de los adultos que reciben antibióticos en un centro ambulatorio para tratar una neumonía adquirida en la comunidad no responde al tratamiento, según concluye un nuevo estudio presentado en la Conferencia Internacional de 2017 organizada por la Sociedad Torácica Americana, que se celebra en Washington, Estados Unidos, hasta el próximo miércoles.

   "La neumonía es la principal causa de muerte por enfermedades infecciosas en Estados Unidos, por lo que supone que casi uno de cada cuatro pacientes con neumonía adquirida en la comunidad requirió terapia antibiótica adicional, hospitalización posterior o evaluación en una sala de urgencias", subraya el autor del estudio James A. McKinnell, investigador principal de LA BioMed (Los Angeles, CA, Estados Unidos) y especialista en enfermedades infecciosas.

   "La terapia antibiótica adicional observada en el estudio aumenta el riesgo de resistencia a los antibióticos y complicaciones como la infección por 'C. Difficile', que es difícil de tratar y puede poner en peligro la vida, especialmente para los adultos mayores", afirma.

   El doctor McKinnell y sus colegas realizaron este estudio porque las directrices actuales de neumonía adquirida en la comunidad de la Sociedad Torácica Americana y la Sociedad de Enfermedades Infecciosas de América, publicadas en 2007, proporcionan cierta indicación, pero se necesitan datos mundiales a gran escala para comprender mejor y optimizar las opciones de antibióticos y definir mejor los factores de riesgo clínicos que pueden estar asociados con el fracaso del tratamiento.

   Los investigadores examinaron bases de datos que contenían registros de 251.947 pacientes adultos que fueron tratados entre 2011 y 2015 con una sola clase de antibióticos (beta-lactama, macrólido, tetraciclina o fluoroquinolona) después de una visita a su médico para el tratamiento de la neumonía adquirida en la comunidad.

UN 22 POR CIENTO DE TASA TOTAL DE FRACASO DE LOS ANTIBIÓTICOS

   Los científicos definieron el fracaso del tratamiento bien como la necesidad de repetir la terapia con antibiótico, cambiar de antibióticos, visitar el hospital o la hospitalización dentro de los 30 días posteriores a la recepción de la receta antibiótica inicial. La tasa total de fracaso de antibióticos fue del 22,1 por ciento, mientras que los pacientes con ciertas características, como edad avanzada o ciertas enfermedades además de la neumonía, presentaron tasas más altas de fracaso de fármacos.

   Después de ajustar las características de los pacientes, las tasas de fracaso por tipo de antibióticos fueron: beta-lactamas (25,7 por ciento), macrólidos (22,9 por ciento), tetraciclinas (22,5 por ciento) y fluoroquinolonas (20,8 por ciento). "Nuestros hallazgos sugieren que las directrices para el tratamiento de la neumonía adquirida en la comunidad deben actualizarse con datos más sólidos sobre los factores de riesgo para el fracaso clínico", afirma McKinnell.

   "Nuestros datos proporcionan numerosas ideas sobre las características de los pacientes que corren mayor riesgo de complicaciones y fracaso clínico. Quizás el ejemplo más llamativo es la asociación entre la edad y la hospitalización: los pacientes mayores de 65 años tenían casi el doble de probabilidades de ser hospitalizados en comparación con los pacientes más jóvenes cuando nuestro análisis se ajustó al riesgo y casi tres veces más probabilidades en el análisis sin ajustar. Los pacientes de edad avanzada son más vulnerables y deben ser tratados con más cuidado, potencialmente con una terapia antibiótica más agresiva", añade.

   El estudio encontró variaciones regionales sustanciales en los resultados del tratamiento, que no se abordan de una manera específica en las pautas sobre neumonía adquiridas en la comunidad. Además, el trabajo mostró que miles de pacientes que sufren otras patologías, como enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC), cáncer o diabetes, no fueron tratados con una combinación de antibióticos ni fluoroquinolonas respiratorias, como recomiendan las pautas.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter