Pacientes con Parkinson destacan el uso del ultrasonido focal de alta intensidad en la mejora de su enfermedad

Jornada enfermedad de Parkinson: logros y retos
HM HOSPITALES
Publicado 09/04/2018 17:54:19CET

MADRID, 9 Abr. (EUROPA PRESS) -

Pacientes con Parkinson reunidos en la 'Jornada enfermedad de Parkinson: logros y retos', organizada en el Centro Integral de Neurociencias AC HM CINAC, han asegurado que el uso de las técnicas con ultrasonido focal de alta intensidad (HIFU) les ha mejorado sustancialmente su vida.

El HIFU consiste en lanzar haces de ultrasonidos (llamadas sonicaciones) a un punto diana, que aumenta la temperatura del tejido cerebral de forma progresiva y controlada, hasta realizar una termolesión. Con este tratamiento los pacientes mejoran de forma espectacular en el control del temblor, la rigidez o la lentitud de movimientos característicos de la enfermedad.

En este sentido, el director Centro Integral de Neurociencias AC HM CINAC, José A. Obeso, ha comentado que el desafío "más relevante" en enfermedad de Parkinson se ubica en seguir conociendo la evolución de la enfermedad para ponerle coto.

"Sin duda el reto principal es impactar sobre la progresión de la enfermedad y enlentecer su avance. En este sentido, el ultrasonido podría ser una herramienta para conseguirlo. Pensamos que aplicándolo en una fase temprana de la enfermedad se podría revertir precozmente algunas de las alteraciones fisiopatológicas de la misma y esto podría hacer que la progresión fuera más lenta", ha dicho Obeso.

A la jornada ha acudido también el profesor de la Universidad de Manchester (Reino Unido), Alan Crossman, quien descubrió que el exceso de actividad neuronal en el núcleo subtalámico era uno de los aspectos fisiopatológicos claves en la enfermedad de Parkinson, lo que sentó las bases del tratamiento quirúrgico de la enfermedad que a día de hoy ha mejorado la calidad de vida de decenas de miles de pacientes.

Además, la directora del Centro Nacional de Investigaciones Oncológicas (CNIO), María Blasco, ha analizado sobre si es posible detener el envejecimiento; mientras que el doctor Raúl Martínez ha explicado el papel que juega el HIFU en la práctica clínica; la doctora Marta del Álamo, ha comentado del HIFU en el contexto de tratamientos invasivos; y el doctor Javier Blesa, la conexión entre el HIFU y la abertura de la barrera hematoencefálica.

Del mismo modo, los expertos han argumentado otras claves que serán imprescindibles en un futuro próximo sobre el tratamiento de la enfermedad de Parkinson como la evolución de los ultrasonidos, la aparición de nuevos fármacos o la aplicación de la tecnología en potenciales abordajes terapéuticos.

Finalmente, durante el encuentro se ha anunciado un ensayo clínico realizado por investigadores de HM CINAC sobre la seguridad y eficacia del HIFU en el abordaje de esta patología. "El siguiente paso es confirmar los hallazgos de nuestro estudio piloto y aumentar la evidencia científica sobre la seguridad y eficacia del HIFU en la enfermedad de Parkinson. Para ello se debe realizar un ensayo con una muestra de pacientes más amplia y un diseño comparativo con un grupo 'sham' o placebo (lo que se llamaría un estudio randomizado y controlado). Y no solo nos planteamos hacerlo sino que ya estamos plenamente inmersos en ello", ha zanjado Obeso.