Olaparib

'Lynparza' (AstraZeneca y MSD) mejora la supervivencia en cáncer de mama metastásico

Publicado 20/04/2018 18:34:34CET

MADRID, 20 Abr. (EUROPA PRESS) -

AstraZeneca y Merck & Co (denominada MSD fuera de Estados Unidos y Canadá) han presentado en la Reunión Anual de la Asociación Americana para la Investigación del Cáncer (AACR, por sus siglas en inglés) datos del ensayo fase III 'OlympiAD' que muestran que olaparib, registrado con el nombre de 'Lynparza', mejora la supervivencia global en cáncer de mama metastásico.

"Es el primer ensayo fase III en demostrar control de la enfermedad con un inhibidor del PARP en el cáncer de mama metastásico HER2 negativo y con mutación BRCA. Aunque el ensayo no fue diseñado para demostrar diferencias en la supervivencia global frente a la quimioterapia, los resultados son otro hito esperanzador en el uso de olaparib para este grupo de pacientes", ha dicho el vicepresidente ejecutivo de Desarrollo Global de Medicamentos y director médico de AstraZeneca, Sean Bohen.

En concreto, en el ensayo se comparó olaparib con la quimioterapia (capecitabina, eribulina o vinorelbina) en pacientes con cáncer de mama metastásico HER2 negativo con mutación BRCA en la línea germinal (gBRCAm), alcanzándose el objetivo primario de valoración de supervivencia libre de progresión (SLP).

Los resultados presentados en la Reunión Anual de la AACR incluyen datos actualizados del objetivo secundario de valoración de supervivencia global. Aunque el trabajo no fue diseñado para demostrar una diferencia estadísticamente significativa, la mediana de supervivencia global fue de 19,3 meses entre las pacientes tratadas con olaparib y de 17,1 meses entre las pacientes tratadas con quimioterapia. En el corte de datos final de la supervivencia global, casi el 13 por ciento de las pacientes seguía en tratamiento en el grupo de olaparib frente a ninguna de las pacientes del grupo de quimioterapia.

"Para pacientes y médicos, estos resultados son importantes ya que respaldan el objetivo de valoración de supervivencia libre de progresión demostrando que las pacientes tratadas con olaparib pudieron permanecer siete meses más sin quimioterapia", ha apostillado el vicepresidente primero y director de Desarrollo Clínico Global y director médico de MSD Research Laboratories, Roy Baynes, tras subrayar la importancia de identificar las mutaciones en el gen BRCA para optimizar el tratamiento del cáncer de mama metastásico.

Asimismo, en el análisis por subgrupos predefinidos, los resultados fueron consistentes con el análisis global, que no demostró una diferencia estadísticamente significativa entre los brazos. La mayor diferencia se observó entre las pacientes que no habían sido tratadas con quimioterapia en el contexto metastásico, con una mediana de la diferencia de la supervivencia global de 7,9 meses con olaparib.

Boletín de Salud

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.