Ixekizumab (Lilly) logra mejorar los síntomas de la artritis psoriásica

Actualizado 15/12/2015 11:12:52 CET

    MADRID, 15 Dic. (EUROPA PRESS) -

   Los pacientes con artrisis psoriásica tratados con ixekizumab, fármaco en investigación desarrollado por Lilly, durante 24 semanas alcanzaron mejoras significativas en los signos y síntomas de su enfermedad, en comparación con placebo, según los últimos datos presentados en el Colegio Americano de Reumatología y la Asociación de Profesionales Reumatólogos (ACR/ARHP, en sus siglas en inglés) celebrado en San Francisco (Estados Unidos).

   Asimismo, también se observó una menor progresión radiográfica del daño estructural de las articulaciones, una reducción de la discapacidad en determinadas funciones físicas y mejoras en el aclaramiento de la psoriasis en placas.

   El estudio incluyó a pacientes que nunca habían recibido ningún fármaco biológico antirreumático modificador de la enfermedad, y se comparó el uso de ixekizumab en dosis de 80 miligramos una vez cada dos o cuatro semanas, tras una dosis inicial de 160 miligramos; el anti TNF adalimumab, comercializado por AbbVie como 'Humira', en la dosis aprobada de 40 miligramos cada dos semanas; o placebo.

   En ambos regímenes de dosificación, los pacientes tratados con ixekizumab mostraron mejoras significativas frente a placebo en la actividad de la artritis psoriásica. En concreto, los pacientes que recibieron ixekizumab experimentaron mejoras desde la primera semana de tratamiento.

   Y a las 24 semanas, el 62 por ciento de los pacientes tratados con ixekizumab cada dos semanas y el 58 por ciento de los tratados cada cuatro semanas alcanzó una respuesta ACR20, frente al 30 por ciento de los pacientes tratados con placebo.

   La respuesta ACR20 significa, al menos, una reducción del 20 por ciento en una medida compuesta de actividad de la enfermedad definida por la valoración ACR. Las respuestas ACR50 y ACR70 representan un 50 y 70 por ciento de reducción, respectivamente.

   Los grupos de ixekizumab alcanzaron un ACR50 de 47 y 40 por ciento, respectivamente, frente al 15 por ciento de los pacientes tratados con placebo, y el 34 y 23 por ciento experimentaron una reducción del 70 por ciento de la actividad de la enfermedad, frente al 6 por ciento del grupo de placebo.

"Los resultados fueron rápidos, en algunos casos objetivables tras la primera semana de tratamiento. Después de 24 semanas las perspectivas de respuesta fueron significativamente superiores a placebo y al menos tan buenas como las proporcionados por adalimumab, un fármaco de referencia en artritis psoriásica", ha destacado José Manuel Carrascosa, médico adjunto del servicio de Dermatología del Hospital Universitari Germans Trias i Pujol de Badalona (Barcelona).

   Los grupos de tratamiento de ixekizumab también experimentaron mejoras significativas en comparación con placebo en otras medidas secundarias clave, como la función física, según la escala HAQ-DI, y el aclaramiento de la psoriasis en placas según el Índice de Gravedad del Área con Psoriasis (PASI, por sus siglas en inglés).

   La incidencia de acontecimientos adversos relacionados con el tratamiento fue superior con ixekizumab que con placebo, y los más comunes fueron reacciones en la zona de inyección, eritema en la zona de inyección y nasofaringitis.