¿Son las personas bronceadas más atractivas? ¿Y saludables?

Morena, mujer, bronceado
GETTY
Actualizado 14/02/2017 17:11:18 CET

   MADRID, 14 Feb. (EUROPA PRESS) -

   Un equipo de investigadores revela en un artículo publicado en 'Behavioral Ecology' que la piel con pigmentos amarillos y rojos se percibe como más atractiva en los hombres caucásicos, pero esta coloración de la piel no indica necesariamente buena salud. Algunas personas resultan más atractivas como parejas que otras, con la coloración en función de los carotenoides como un importante rasgo en la selección sexual.

   Los carotenoides son pigmentos de plantas rojos y amarillos presentes en frutas y verduras que los animales consumen y, por ejemplo, son la razón por la que las zanahorias son naranjas. Investigación anterior ha encontrado que en varias especies -de pájaros, peces y reptiles-- las hembras se ven atraídas más hacia su contraparte masculina lleno de color.

   Los científicos han argumentado que la coloración basada en carotenoides es una señal verdadera de salud y se asocia con una actuación como antioxidante. Se plantea que las personas se sienten atraídas por los signos de salud en un deseo de reproducirse y aquellos que muestran signos de salud presentan mayor probabilidad de supervivencia, mayor fertilidad y proporcionan genes que promueven la buena salud en la prole.

Los investigadores analizaron si había alguna correlación con las "señales de salud" de los carotenoides y la salud real. Los participantes en su análisis fueron 43 varones heterosexuales caucásicos con una edad media de 21 años y un grupo de placebo formado por otros 20 hombres.

UN 50 POR CIENTO MÁS DE PROBABILIDADES DE RESULTAR ATRACTIVO

   Los autores tomaron fotografías de los participantes al inicio del ensayo con el fin de documentar los cambios en el color de la piel. Se sometió a los participantes a pruebas de salud sobre su nivel de estrés oxidativo, función inmune y calidad del semen. Después de revisar la salud de los participantes, se les administró un suplemento de 12 semanas de betacaroteno al grupo de tratamiento o "píldoras falsas" para el grupo de placebo.

   Los participantes volvieron después del periodo de 12 semanas, donde se repitieron las pruebas de fotografía y salud. Se reclutó a través de internet a 66 mujeres heterosexuales de raza caucásica con una edad media de 33 años para evaluar el atractivo de las caras pre y post-suplementación de cada participante masculino presentado uno al lado del otro en una pantalla de ordenador.

   Los resultados mostraron que, como se predijo, los suplementos de betacaroteno aumentaron la el tono amarillento y el enrojecimiento general, pero no la claridad. Las caras después del suplemento presentaban un 50 por ciento más de probabilidades de ser elegidas como atractivas, así como parecer más sanas en comparación con las pre-fotografías o el grupo del placebo. Así, el suplemento de betacaroteno aumentó significativamente el atractivo de los participantes y su apariencia de salud, aunque éste no afectó significativamente a ninguna función de salud.

   Este estudio proporciona la primera evidencia experimental del efecto del beta-caroteno sobre el atractivo y la salud. Los resultados sugieren que el color de la piel en función de los carotenoides puede seleccionarse sexualmente en los seres humanos, pero no hay evidencia que sugiera que se trata de una señal de salud. Sin embargo, este tema requiere más investigación sobre la influencia de la coloración de carotenoides en los mamíferos y, en particular, si se replican los resultados en las mujeres.

   El autor de este trabajo, Yong Zhi Foo, estudiante de postgrado de Biología Animal en la Universidad de Australia Occidental, explica que "los carotenoides son conocidos por ser responsables de las sorprendentes exhibiciones de apareamiento en muchas especies animales". "Nuestro estudio es uno de los primeros en demostrar causalmente que los carotenoides pueden afectar también al atractivo en los seres humanos. También reafirma los resultados de trabajos anteriores que muestran que lo que comemos puede afectar a cómo nos vemos", concluye.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies
FB Twitter