Consejos para mantener una sonrisa sana también en Navidad

Cosmética dental. Dientes. Boca. Sonrisa
ATREVIA
Actualizado 29/12/2017 13:23:24 CET

MADRID, 29 Dic. (EUROPA PRESS) -

Llega la Navidad y con ella una época de celebraciones, reencuentros y cambios de rutinas que afectan también a nuestra alimentación, sobre todo en lo que se refiere al incremento de la ingesta de dulces.

Con tantas comidas y cenas fuera, y los dulces típicos de la navidad, solemos descuidar la salud de nuestra boca, algo con lo que debemos tener especial cuidado y saber lo que comemos, para no sufrir las negativas consecuencias de los excesos de estas fechas.

La mayoría de las caries y problemas dentales que se producen por un consumo excesivo de azúcar y una mala limpieza bucal se producen durante estas fechas.

"Después de la Navidad, son muchos los pacientes que acuden a consulta con problemas de caries. La expresión 'somos lo que comemos' toma especial protagonismo cuando hablamos de salud bucodental. En muchas ocasiones, no somos conscientes que numerosos alimentos que están en nuestra dieta diaria pueden llegar a ser realmente perjudiciales para nuestros dientes y los tejidos que los rodean. Simplemente controlando los tipos de alimentos que ingerimos, su cantidad, frecuencia y conociendo nuestra biología podemos darle a nuestros dientes muchos más años de vida", ha señalado el odontólogo Iván Malagón.

Por ello, el especialista nos ofrece diez consejos para conservar nuestros dientes sanos y bonitos también en estas fechas:

1.- Cepillar los dientes después de cada ingesta de comida y, al menos, tres veces al día. Nunca debes irte a la cama sin lavarlos y sin haber usado seda o hilo dental entre tus dientes.

2.- Cuidado con el turrón y dulces típicos navideños. Es aconsejable ingerir mejor turrón duro que blando o de chocolate (contienen más cantidad de azúcar). La composición del turrón duro es en su mayoría almendra, miel, clara de huevo y un bajo porcentaje de azúcar.

3.- Exceso de azúcar. Las golosinas pegajosas y los dulces blandos crean muchos problemas de inflamación de encías en los niños y adultos que llevan aparatos de ortodoncia. Los*dulces más duros pueden fracturar los dientes, así como destrozar los empastes y dañar los trabajos de ortodoncia.

4.- Alerta con las bebidas con azúcar. Consumir en exceso bebidas azucaradas puede llegar a ser muy agresivo para los dientes, dañando gravemente el esmalte. Al endulzar el café o las infusiones, es recomendable el aspartato, la estevia u otros edulcorantes.

5.- Evita beber bebidas carbonatas o zumos ácidos (naranja, limón o pomelo). Este tipo de bebidas descalcifican el esmalte de tus dientes y provocan un desgaste prematuro. Otras como el café, el té o el vino pueden teñirlos. Un consejo es usar pajitas al beberlos.

6.- Control con el alcohol. En los brindis navideños es recomendable ingerir bebidas sin azúcar o champán sin alcohol, pero si es complicado resistirse, elige vino tinto, ya que el vino blanco y el champán, son más agresivos para el esmalte y para el cemento de la raíz dental.

7.- Cambios bruscos de temperatura. Los cambios bruscos de temperatura en los alimentos provoca aumento de la sensibilidad e, incluso, inflamaciones de los vasos sanguíneos del interior de tus dientes.

8.- Aumenta el consumo de proteínas, calcio, flúor y vitaminas A, C, D y K.

9.- El tabaco, un gran enemigo de la salud y de nuestros dientes. Provoca pérdida en la permeabilidad de las mucosas, es decir, disminuye la oxigenación de todo tejido, lo que provoca un envejecimiento prematuro y deteriora la salud de los tejidos que rodean al diente.

10.- Y, por supuesto, acude a tu odontólogo si ves que notas algún problema en tu boca o dientes. Además, la visita a este especialista es obligada al menos dos veces al año como medida de prevención.

Boletín de Salud

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.