Un total de 77 pacientes recuperan la audición gracias a los implantes cocleares colocados en el Mancha Centro

Logopedas,niño,médico,medicina, enfermera
EUROPA PRESS/SESCAM
Actualizado 07/10/2014 2:09:07 CET

CIUDAD REAL, 25 Feb. (EUROPA PRESS) -

El Servicio de Otorrinolaringología del Hospital General 'La Mancha Centro' de Alcázar de San Juan (Ciudad Real), dependiente del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (SESCAM), ha colocado hasta la fecha un total de 77 implantes cocleares. De todos ellos, un total de 27 se han puesto en lactantes y niños menores de 3 años con excelentes resultados en su recuperación.

El hospital alcazareño hace balance con motivo de la celebración del Día Internacional del Implante Coclear, al ser uno de los hospitales a nivel nacional que cuentan con un equipo multidisciplinar completo que, además de cirugía, dispone de un servicio de rehabilitación que ayuda a los pacientes que han recuperado el oído a adaptarse a ello, ha informado el SESCAM en nota de prensa.

Gracias a la coordinación de los Servicios de Otorrinolaringología y Anestesiología del área, el Hospital Mancha Centro ha podido colocar implantes a bebés y niños de muy corta edad, cubriendo así todo el rango de pacientes que pueden ser operados y permitiendo que un mayor número de niños puedan beneficiarse de esta novedosa técnica cuyos resultados en edades tempranas son muy sorprendentes y satisfactorios.

Para ello también es fundamental la labor del Servicio de Pediatría, cuyos profesionales se encargan de la detección precoz de la sordera. El primer implante coclear del Área Sanitaria 'La Mancha Centro' se llevó a cabo a finales del año 2002 en un paciente de 42 años que presentaba sordera profunda adquirida por una meningitis. Su rehabilitación se efectuó en tan sólo tres meses.

Los usuarios que hasta el momento se han beneficiado de esta técnica son pacientes post-locutivos, es decir, personas cuya sordera ha sido posterior al aprendizaje del lenguaje; o pre-locutivos, es decir con sordera de nacimiento o que apareció antes de la adquisición del lenguaje (en los dos primeros años de vida).

A pesar de que la rehabilitación de los pacientes pre-locutivos es bastante más complicada por no haber adquirido el lenguaje de forma natural y espontánea, se ha llegado a conseguir un alto porcentaje de éxito en lo referente a su comunicación oral, permitiéndole una integración efectiva con el resto del mundo normooyente.

Los profesionales del Mancha Centro destacan el elevado éxito de rehabilitación alcanzado en los casos tratados, habiendo conseguido que algunos pacientes puedan continuar con su vida laboral. En lo que respecta a los niños, los implantes les permiten seguir con su desarrollo y escolarización de manera normalizada.

ESTIMULACIÓN DEL NERVIO

Un implante coclear es un dispositivo electrónico pequeño que transforma las señales acústicas en señales eléctricas, cuya misión es estimular el nervio auditivo para proporcionar una sensación de sonido a una persona que es profundamente sorda o con serios desórdenes de la audición.

El implante se coloca quirúrgicamente bajo la piel, detrás del oído, e incluye un dispositivo que, situado dentro del caracol, sustituye la función que en los oyentes lleva a cabo éste.

Está indicado en personas con sordera neurosensorial bilateral profunda o total, que no pueden beneficiarse de una prótesis auditiva convencional o audífono.

Boletín de Salud

Recibe un email cada día con las noticias más importantes.